Cómo cocinar un asado de redondo en el horno

Los asados de redondo vienen de la cuarto de la parte trasera del buey y esos músculos son bien trabajados. Por lo tanto, el asado de redondo es magro y lleno de sabor, pero le falta grasa y veteado, por lo que no se suaviza rápidamente. Cocina tu redondo en el horno lentamente a fuego bajo. Esto le da al colágeno tiempo para romperse, pero no hace que las fibras del músculo se contraigan tanto que expriman sus deliciosos jugos. Como beneficio, el colágeno empapa el asado con un sabor abundante.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Asado de redondo de primera calidad de 6 a 8 libras
  • Aceite vegetal
  • Especias
  • Tabla de cortar
  • Cuchillo
  • Sartén
  • Bandeja para hornear poco profunda
  • Rejilla para hornear
  • Espátula

Instrucciones

    Preparación

  1. Retira el asado del refrigerador una hora antes de cocinarlo. Sécalo con unas toallas de papel.

  2. Precalienta el horno a 325 grados Fahrenheit.

  3. Masajea sal, pimienta y cualquier otro condimento que lleve tu receta sobre el asado. Frota aceite sobre toda la carne.

  4. Corta cualquier vegetal que quieras hornear con tu asado. Los vegetales que se utilizan comúnmente son las papas, apio (celery), cebollas, zanahorias y hongos. Cúbrelos con un poco de aceite de oliva, sal y pimienta.

  5. Precalienta tu sartén a temperatura alta sobre la estufa. Esparce 1 cucharada de aceite sobre tu sartén. Calienta el aceite hasta que empiece a sacar humo. Coloca la carne sobre el aceite y sella cada lado por dos minutos.

    Hornea la carne

  1. Pasa la carne a la rejilla sobre una bandeja para hornear poco profunda. Pon la bandeja dentro del horno precalentado. Después de 60 a 90 minutos de cocción, agrega los vegetales a la bandeja. Cocínalo sin cubrir por un total de 2 1/2 a 3 horas o hasta que el termómetro de lectura instantánea alcance los 135 grados Fahrenheit para el término medio crudo. La temperatura continuará elevándose otros 10 grados después de removerlo del horno. El asado de redondo tiende a endurecerse si se cocina más de término medio, pero si así lo deseas, cocínalo a 145 grados Fahrenheit para término medio.

  2. Quita el glaseado de la sartén. Agrega 2 cucharadas de mantequilla y 4 cucharadas de agua o caldo a la sartén y caliéntala a fuego medio alto. Utiliza una espátula para raspar el fondo de la sartén para remover los jugos pegados. Reduce el líquido a la mitad y luego resérvalo para servirlo con el asado.

  3. Pasa el asado a un plato. Haz una bolsa holgada alrededor de la carne con papel aluminio y déjala reposar por 15 a 20 minutos. Esto le da a los jugos tiempo para volverse a distribuir uniformemente a través del asado.

  4. Recalienta y luego rocía el líquido del glaseado sobre el asado. Corta el asado en rodajas finas para servirlo.

Más galerías de fotos



Escrito por jon williams | Traducido por alejandra rojas