Cómo cocinar arroz precocido

Escrito por rachel lovejoy | Traducido por juan ignacio ceviño
La suavidad de los pares de arroz con sabrosas frituras.

Un grano antiguo, el arroz ha sido un alimento básico durante siglos. Después de la cosecha, los granos son procesados ​​de acuerdo a la comercialización y las especificaciones de preparación. El casco exterior se retira para el arroz integral y el casco exterior y el salvado del arroz blanco, sacrificando algunos nutrientes en el proceso. Sancochado o precocido, se hace antes de la retirada de los cascos, devolviendo algunos de esos nutrientes al endospermo o los interiores blancos suaves de los granos de arroz. Esto da como resultado un arroz más firme, menos pegajoso, que se cocina en menos tiempo. Puedes cocinar el arroz sancochado en una hornalla o en una olla de cocción diseñada para tal fin.

Instrucciones para cocinar en la hornalla

Mide la cantidad correcta de agua y añade a la olla. Añade la mantequilla y la sal, si lo deseas.

Colócala cacerola en un quemador ajustado a fuego alto y llévalo al punto de ebullición. Añade el arroz a la cazuela cuando el agua hierva y revuelve bien. Cubre y reduce el fuego a medio-bajo.

Cocina el arroz de 15 a 20 minutos o hasta que un solo grano esté lo suficientemente suave como para morderlo pero que aún mantenga su forma firme. Esponja el arroz ligeramente con el tenedor antes de servir.

Arrocera o vaporizador

Sigue las instrucciones del fabricante para cocinar el arroz sancochado en una olla arrocera o en un vaporizador, que generalmente aconseja añadir los ingredientes a la vez antes de encenderla.

Añade el agua y el arroz a la olla de cocción, junto con la mantequilla y la sal, si lo deseas.

Cubre la olla y vuelve a encenderla. Esponja el arroz cocido ligeramente con un tenedor antes de servir.

Consejo

Una olla arrocera está diseñada para detectar cuándo el arroz está bien cocido, se apagará y mantendrá el arroz cálido hasta que esté listo para servir.

La proporción de agua para cocinar arroz sancochado depende de si se cocina en la estufa o en una olla. Utiliza una proporción de 2 tazas de agua por cada 1 taza de arroz en una cacerola en la estufa y 2 1/2 tazas de agua por cada 1 taza de arroz en una olla.

Si estás cuidando tu consumo de sal, no añadas sal al agua de cocción.

La estructura más firme del arroz precocido cocido se presta muy bien a los platos que se pueden congelar, ya que su textura no se deteriora con el tiempo. Es también una buena opción para las ensaladas de arroz, ya que puede hacer frente a la humedad adicional del apósito.

Agrega sabor al arroz precocido cocinándolo en carne de vaca, pollo o caldo de verduras.

Asegúrate de utilizar una olla lo suficientemente grande con lados altos, dado que el arroz tiende a desbordarse si el fuego está demasiado alto.