Cómo cocinar alitas de pollo en una Frydaddy

Las alas de pollo frito vienen con un doble golpe de nutrición: contienen una copiosa cantidad de piel de pollo rellenos de grasa y luego se fríen en más grasa. El autor del libro de cocina John Martin Taylor insiste en que los alimentos fritos no son perjudiciales para tu salud si sigues los protocolos adecuados, incluyendo el uso de aceite limpio, mantener el aceite a 365 grados Fahrenheit y el drenaje de la grasa tanto como sea posible de los alimentos cocidos. Las freidoras eléctricas como Frydaddy de Presto mantienen la temperatura del aceite lo más estable posible para garantizar que la grasa se ​​queda fuera de los alimentos y en la freidora en su lugar.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Aceite de cocina o manteca vegetal
  • Alas de pollo
  • Sal y pimienta
  • Espumadera
  • Rejilla para hornear
  • Plato o bandeja
  • Toallas de papel

Instrucciones

    Prepara el equipo

  1. Retira la cubierta del Frydaddy. Agrega el aceite o manteca para cocinar vegetales a la unidad hasta la línea de aceite marcada en el interior del recipiente. No agregues más de 4 tazas de aceite o 2 libras de manteca.

  2. Conecta el cable de alimentación a la unidad sujetando el extremo del tapón magnético de modo que quede paralelo a la superficie de trabajo de cara al área empotrada en la base de la freidora. Si alineas esto correctamente, los imanes conectarán el enchufe con precisión en la unidad. Conecta el otro extremo a una toma de corriente. Deja que la Frydaddy se caliente durante un mínimo de 15 minutos. Esta freidora no tiene un interruptor de apagado. La unidad está encendida el tiempo que está conectada a una toma de corriente.

  3. Coloca toallas de papel en un plato o bandeja. Pon una rejilla sobre la placa. La colocación de la comida frita en una rejilla en vez de directamente sobre toallas de papel ayudará a drenar tanto aceite como sea posible de las alas cocidas.

    Cocina el pollo

  1. Seca las alitas de pollo con toallas de papel para asegurarte de que no haya humedad en la superficie, ya que el exceso de humedad puede hacer que el aceite caliente salpique. Sazona el pollo con sal y pimienta.

  2. Coloca las alas de pollo, pocas a la vez, en el aceite caliente con una espumadera. No llenes la olla, ya que el exceso de comida fría en el aceite caliente de una sola vez puede reducir la temperatura del aceite, lo que resulta en alas grasientas.

  3. Cocina las alitas de pollo de 9 a 10 minutos o hasta que estén doradas. Retíralas del aceite caliente y coloca esto en la rejilla para escurrir.

Consejos y advertencias

  • Dales a tus alitas de pollo una explosión de sabor mediante el recubrimiento en tu salsa favorita, como teriyaki o salsa de barbacoa. Para hacer las alas de pollo búfalo, cúbrelas con una mezcla de salsa caliente y manteca derretida.
  • El pollo puede contener bacterias como la listeria, Staphylococcus, Campylobacter y Salmonella, que no pueden vivir a temperaturas elevadas. Para evitar la posibilidad de una enfermedad transmitida por los alimentos, el Departamento de Inspección y Seguridad Alimentaria del Servicio de Agricultura de EE.UU. advierte que sólo debes servir pollo cocido a una temperatura interna mínima de 165 grados Fahrenheit.

Más galerías de fotos



Escrito por hannah wickford | Traducido por carlos alberto feruglio