¿Cómo los cinturones reductores te ayudarán a perder peso en el vientre?

Has oído hablar sin duda el dicho de "si suena demasiado bueno para ser verdad, suele serlo". Este viejo adagio se aplica definitivamente a los cinturones reductores, dispositivos que se utizan ​​en la cintura para derretir la grasa del vientre. Desafortunadamente, el uso de algo alrededor de cualquier área del cuerpo no te ayudará a perder peso.

Características

Los cinturones reductores son básicamente fajas elásticas (a falta de un término mejor). Antes de tu entrenamiento, atas el cinturón a tu cintura para atrapar el calor. El calor aumenta la temperatura de tu cuerpo, lo que conduce a mejores resultados para bajar de peso, según los fabricantes. Están hechos de una variedad de materiales, pero el más común es el neopreno, un caucho sintético.

Peso del agua

Cualquier diferencia que veas en la balanza va a ser el resultado de una pérdida de peso de agua. Estos dispositivos mantienen el calor corporal. Este aumento de la temperatura no hace nada para promover la quema de calorías o grasa. En cambio, solo sudas más, lo que hace que pierdas líquido, explica Patricia Floyd, autora de "Personal Health: Perspectives and Lifestyle". Una vez que bebas algo después de tu entrenamiento, es probable que la balanza vuelva a tu peso original.

Compresión

Después de usar el cinturón reductor, puedes notar que has perdido una (2.54 cm) o dos pulgadas (5.08 cm), dando la ilusión de pérdida de peso. Al igual que las envolturas corporales, la compresión del cinturón reductor puede a veces proporcionar una cintura más pequeña, pero esto es solo temporal. Con el tiempo, el cuerpo vuelve a su forma y tamaño normal. En realidad no estás perdiendo pulgadas reales. Para ello, debes bajar de peso, lo que el cinturón reductor no puede ofrecerte.

Pérdida de peso

Cuando se trata de perder peso, no hay sustituto para la dieta y el ejercicio. Reducir la ingesta de calorías y aumentar la actividad física es la mejor manera de recortar la grasa del vientre, aconsejan la Dra. Rasa Kazlauskaite y la Dra. Sheila Dugan de Rush University Prevention Center. A medida que pierdas peso, incluye ejercicios abdominales para ayudar a reafirmar y tonificar los músculos del estómago. Se necesita un déficit de 3.500 calorías para perder una libra de grasa.

Más galerías de fotos



Escrito por dana severson | Traducido por mary gomez