¿El ciclismo fortalece la rodilla y los músculos de la pierna?

El ciclismo es un ejercicio de bajo impacto y aquellos que practican activamente el ciclismo tienen un 10% más músculo en la pierna que los que no ejercitan, según el Chester Knee Clinic & Cartilage Repair Centre. El ciclismo al aire libre proporciona el entrenamiento más difícil, pero el ciclismo en el interior también puede generar fuertes músculos en las piernas y las rodillas.

Músculos trabajados durante el ciclismo

Todos los músculos de las piernas, así como los músculos de las caderas y las nalgas, se trabajan durante el ciclismo. Los músculos de las piernas con mayor trabajo incluyen: músculos aductores; los músculos de la pantorrilla sóleo y gastrocnemio; el recto femoral y vasto interno, lateral e intermedio del cuádriceps; y el semitendinoso, semimembranoso y bíceps femoral de los isquiotibiales.

Consejos para el ciclismo y fuerza de piernas

Haz que tu asiento de la bicicleta esté ajustado apropiadamente para conseguir el uso óptimo de los músculos. Si el asiento está demasiado alto corres el riesgo de estirar demasiado los músculos. Si está demasiado bajo, no utilizarás los músculos en todo su potencial. Entra en calor correctamente andando durante unos minutos a un ritmo suave y luego estira cada grupo de músculos de las piernas. Esto permitirá que tus músculos fácilmente hagan la transición desde el reposo a la actividad y ayudará a prevenir lesiones.

Más galerías de fotos



Escrito por aj carpenter | Traducido por sofía bottinelli