¿Pueden las chicas delgadas usar negro?

Las chicas delgadas no siempre son libres de usar lo que quieran. Al igual que cualquier otra mujer, necesitan elegir sus prendas sabiamente, especialmente cuando se trata de usar colores que adelgazan, como el negro. Esto no quiere decir que no puedan usarlo, simplemente significa que su ropa negra debería tener un corte y estilo en particular. Cuando las prendas negras son utilizadas de manera apropiada, le dan a una chica delgada un aspecto clásico, importante y elegante.

Pantalones

Se sabe que el negro afina los muslos y las piernas y suaviza la piel. Si usas pantalones negros ajustados, asegúrate de usar una parte de arriba más larga y de color para cubrir tu trasero, iluminar el atuendo y equilibrar el aspecto. Los jeans negros con corte de bota o piernas anchas se ven bien cuando se los combina con tops o blusas tipo peplo, con volados o mangas mariposa. Al vestirte para ir al trabajo o para salir a cenar con amigos, usa pantalones negros plisados con una blusa blanca entallada y un moderno cinturón trenzado plateado o dorado. Agrégale un toque de color al atuendo usando un colorido par de zapatos de un tono mandarina, lima o amarillo.

Partes de arriba

Las chicas delgadas no deberían dejar de usar camisetas, tops y blusas negras. La clave (especialmente cuando se tiene poco busto) es usar un sostén con relleno y generar un contraste con estampados y telas que resalte. Los mejores estilos para las chicas pequeñas son las blusas sueltas con motivos florales en blanco y negro, formas geométricas o rayas horizontales gruesas. Las blusas extravagantes con algunos volados, como lazos en las mangas o volados en el frente, hacen que el cuerpo de una chica delgada se vea más interesante y aparente tener una contextura más grande. Una camiseta colorida con una chaqueta negra de diseño estructurado que se sujete en la cintura también ayuda a crear un aspecto más relleno.

Faldas y vestidos

Haz que tu contextura se vea más grande usando faldas y vestidos de materiales con textura, como lana, algodón grueso y tejidos. Por ejemplo, usa una falda negra tejida y acampanada con las piernas descubiertas o con un colorido par de pantis texturado en gris y negro. Agrega tacos chupete con gemas incrustadas o decorados con toques metálicos, o un lindo par de zapatos con suela de cuña con correa en el tobillo. Esto llevará la vista hacia abajo, a tus atractivos zapatos. No le huyas a un vestido negro liso. El truco es romper el negro con la piel. Puedes usar vestidos con hombros descubiertos o mangas japonesas. Las faldas con volados y los vestidos tipo baby doll hasta las rodillas son las mejores opciones. Evita usar materiales ajustados al cuerpo, como jersey o poliéster.

Agrega accesorios

El mejor amigo de una chica delgada son sus accesorios. Agrégale un par de aros relativamente grandes y un collar a cualquier atuendo negro. Así, llevarás la mirada de las personas a tu rostro. Una bufanda redonda tejida o un pañuelo de gasa son el accesorio perfecto para usar con negro, ya que complementan cualquier atuendo. No sólo te mantienen abrigada, si no que las capas también hacen que tu cuerpo se vea más sustancioso e interesante. Al escoger los zapatos, opta por botas negras que esconderán tus piernas flacas, bailarinas con detalles y decorados interesantes, o zapatos sin talón con taco chupete.

Más galerías de fotos



Escrito por lisa finn | Traducido por azul benito