Las cebollas y los pimientos ¿causan acidez estomacal?

Eres una persona rara y afortunada si nunca has experimentado el malestar del ardor de estómago después de un día de comer indiscretamente. Médicamente denominado reflujo gastroesofágico, no tiene nada que ver con el corazón y está todo relacionado con el estómago y el esófago. Ciertos alimentos pueden agravar la acidez estomacal, como las cebollas, las cuales están en la lista de posibles irritantes, mientras que los pimientos (pepper) dulces no lo están, aunque sus parientes más picantes sí. Si sufres de acidez frecuente, pregunta a tu médico acerca de los medicamentos que pueden ayudarte a tratarla.

Definición de la acidez

Cuando la acidez ataca, se siente una sensación de ardor en el pecho, detrás del esternón. Puedes experimentar un sabor amargo en la boca a medida que el ácido sube desde el estómago. La causa del dolor viene del reflujo de ácido del estómago hacia el esófago. Esto ocurre cuando el esfínter esofágico inferior, que normalmente cierra la abertura entre los dos, no se queda bien cerrado, permitiendo que el ácido se mueva hacia el esófago. El esófago, a diferencia del estómago, no tiene un revestimiento fuerte como para manejar el contenido de ácido. Ciertos alimentos, como la cebolla, hacen que el esfínter se relaje, lo que aumenta el riesgo de acidez estomacal.

Las cebollas y el ardor de estómago

Las cebollas pueden tener un efecto potente sobre la acidez estomacal. Un estudio del Presbyterian Hospital publicado en la edición del "American Journal of Gastrenterology" de abril de 1990 informó que la adición de una rebanada de cebolla cruda a una hamburguesa aumentó los síntomas de la pirosis en 16 personas con tendencia a la acidez. Las cebollas no indujeron la acidez en el grupo de 16 personas sin acidez. La refrigeración o la cocción de las cebollas reduce su potencial de acidez, de acuerdo con el investigador de gastroenterología Dr. Melvin Allen del Presbyterian Medical Center de Filadelfia, citado en el sitio web de Mother Nature. También puedes probar uno de los tres tipos de cebolla que no causan ardor de estómago, de acuerdo con el director de medicina familiar Dr. Stephen Brunton del California Long Beach Memorial Medical Center; estas son: la cebolla dulce de Texas, las variedades Maui y Walla Walla.

Pimientos y acidez

Los pimientos picantes parecen generar más efecto de acidez que los pimientos dulces, aunque algunas personas afirman que ambos les causan acidez. El University of Maryland Medical Center en realidad recomienda comer pimientos para prevenir el ardor de estómago debido a sus efectos antioxidantes. Si los pimientos te molestan, cocínalos y elimina su piel para que disminuya su acidez y te puedan ayudar a reducir el reflujo.

Minimiza los efectos

Si sientes la necesidad de disfrutar de las cebollas de vez en cuando, a pesar de sus efectos, no las comas justo antes de acostarte. Cómelas cuando vayas a estar en posición vertical durante un tiempo. Acostarse empeora la acidez; doblarse puede también aumentar el reflujo del ácido en el esófago y en la boca por el aumento de la presión intra-abdominal. Cocinar los alimentos que te dan acidez estomacal también ayuda a disminuir los efectos, pero freírlos puede empeorarlos. Tomar antiácidos también puede ayudar a aliviar la quemadura al neutralizar el ácido.

Más galerías de fotos



Escrito por sharon perkins | Traducido por mariana nonino