Causas de la ansiedad del rendimiento masculino

La ansiedad del desempeño masculino es un término que se refiere a la ansiedad de un hombre en relación con su desempeño sexual. A menudo conduce a la eyaculación precoz o disfunción eréctil, también conocida como impotencia. El problema se debe a razones físicas o psicológicas. El tratamiento depende de la causa de la ansiedad. En muchos casos, la ansiedad de rendimiento del hombre puede ser prevenida o tratada rápidamente.

Causas físicas

A menudo, la ansiedad de rendimiento masculino se desarrolla después de una experiencia de la disfunción eréctil. Típicamente, un hombre tiene un episodio de impotencia o pérdida de la erección justo antes o durante las relaciones sexuales y luego se siente ansioso por tener sexo en el futuro. Del mismo modo, un hombre que experimenta la eyaculación precoz (Definida como la eyaculación a los pocos segundos de iniciar las relaciones sexuales) puede desarrollar ansiedad de rendimiento.

Causas psicológicas

Las causas psicológicas de la ansiedad de rendimiento masculino son numerosas. Un hombre puede temer el rechazo de su capacidad sexual o miedo a la humillación percibida si no puede llevar a cabo lo que se espera o cree que su pareja espera. Puede temer decepcionar a su pareja si no llega al orgasmo antes que su eyaculación. La falta de confianza en sí también puede causar ansiedad de rendimiento si el hombre ha deseado durante mucho tiempo a su nueva pareja sexual o siente que de alguna manera es superior a él.

Prevalencia

La prevalencia exacta de la ansiedad de rendimiento masculino es desconocida, pero "Psychiatric Mental Health Nursing" estima que 30 millones de hombres estadounidenses sufren de disfunción eréctil, mientras que Mayo Clinic estima que hasta 1 de cada 3 hombres experimenta eyaculación precoz (definida como eyacular antes o al poco tiempo de iniciado el acto sexual) en algún momento de sus vidas.

Tratamiento

Un hombre con disfunción eréctil frecuente que lleva a la ansiedad de rendimiento puede usar un medicamento por prescripción, como vardenafilo, sildenafilo o tadalafilo. Estos medicamentos facilitan la erección, lo que puede aumentar la confianza del hombre que va a ser capaz de funcionar sexualmente cuando llegue el momento. Se puede usar una crema anestésica como la lidocaína para disminuir las sensaciones del pene si él tiene miedo de experimentar la eyaculación precoz. La terapia que enseña al hombre a centrarse en las sensaciones y la intimidad en lugar de sentirse estresado es beneficiosa en algunos casos. Otros medicamentos y técnicas a veces se utilizan para combatir la ansiedad por el rendimiento masculino.

Prevención

El cuidado de la salud física y mental puede ayudar a prevenir la ansiedad de rendimiento. El control de la diabetes, el peso y la presión arterial puede ayudar a prevenir los episodios de disfunción eréctil que llevan a esta condición. Las técnicas de manejo del estrés puede aliviar la condición de los hombres que experimentan niveles significativos de estrés. Los problemas en las relaciones deben ser abordados a través de la terapia de pareja. El asesoramiento puede ayudar a aliviar la ansiedad de rendimiento relacionados con la falta de confianza. Mayo Clinic recomienda el ejercicio regular y dejar de fumar para ayudar a prevenir la disfunción eréctil.

Más galerías de fotos



Escrito por j. lucy boyd | Traducido por daniela laura arjones