¿Qué causa el dolor de gas durante el ejercicio?

Todo el mundo expulsa gases, normalmente al menos 12 veces al día. Esta función natural del cuerpo puede ser vergonzosa y dolorosa cuando se tiene exceso de gases, sobre todo cuando se acumulan en el abdomen. Moverte durante el ejercicio a menudo afloja esta presión dolorosa, pero los dolorosos calambres también puede sofocar tus entrenamientos.

Causas

La flatulencia o los eructos son comunes cuando cuando te ejercitas fuera porque a menudo tragas aire, que luego se aloja en el abdomen. El gas por lo general ocurre cuando los carbohidratos no se digieren por completo. Los alimentos saludables, a menudo consumidos por los entusiastas del fitness, especialmente las frutas, verduras, frijoles (beans) y granos enteros, producen gases. El estreñimiento, los laxantes y los aditivos alimentarios artificiales también pueden causar gas. El dolor se produce cuando el gas se acumula y no eres capaz de dejarlo salir.

Prevención

Hacer prueba y error con tu dieta puede ayudar a evitarte los calambres de gas cuando haces ejercicio. Puede que tengas que reducir la cantidad de alimentos que consumes antes de hacer ejercicio y elimina los alimentos que te causan gases en tus días de entrenamiento. Bebe agua cada 15 minutos, conforme hagas ejercicio, especialmente si comes una dieta alta en fibra. Los productos lácteos también pueden contribuir a los dolores por gas, así que evita la leche o el yogur antes de hacer ejercicio.

Falsa alarma

Cuando estás ejercitándote y tienes un dolor agudo y punzante en la parte superior izquierda de tu abdomen, puedes pensar que te está dando un ataque al corazón. Eso es un error común y debe ser tomado en serio, incluso si son sólo calambres por gases. Si el dolor es súbito y severo o si dura más de un par de minutos, debes buscar atención médica de inmediato. Según el Dr. Donnica, si piensas que es una emergencia, debes tratarlo como tal. Otro diagnóstico erróneo común es cuando tienes ataques de dolor de gas en el lado derecho de tu región abdominal y piensas que puede estar teniendo un ataque de apendicitis. Consulta a un médico si el dolor se acompaña de fiebre o náuseas.

Tratamiento

Los dolores por gases eventualmente pasan pero puedes necesitar un poco de ayuda. El té de menta es un tratamiento eficaz para los dolores por gas. El aceite de menta contiene una propiedad antiespasmódica que sirve para suavizar los músculos en tu tracto digestivo y alivia la presión. También puedes intentar con un producto para aliviar los gases de libre venta. Si estás haciendo una actividad intensa cuando el dolor te llegue, cambia a un ejercicio moderado como el ciclismo durante unos minutos hasta que pase el dolor.

Más galerías de fotos



Escrito por linda ray | Traducido por gabriela nungaray