¿Qué causa ardor en el pecho al caminar en la cinta de correr?

Si tienes una sensación de ardor en el pecho mientras caminas sobre una cinta de correr, es muy probable que experimentes síntomas de asma inducido por el ejercicio. El ejercicio tiende a desencadenar un ataque en la mayoría de los enfermos de asma crónica, pero en algunos casos, el ejercicio es el único desencadenante. Consulta con tu médico para un diagnóstico y tratamiento adecuados.

Identificación

Los síntomas del asma inducido por el ejercicio normalmente comenzarán a los pocos minutos de comenzar a caminar a un ritmo acelerado en una cinta continua. Además de una sensación de ardor dolorosa en el pecho, es posible que tengas opresión en el pecho, tos y sibilancias. Puedes sentir falta de aire y fatiga, lo que hace que reduzcas la velocidad de la cinta de correr. Mientras inhalas, la piel entre las costillas tira hacia adentro.

Causa


Una infección respiratoria también puede desencadenar los síntomas del asma inducida por el ejercicio.

El ardor en los pulmones mientras caminas sobre una cinta de correr es causado por los pasajes de aire que hacen que los pulmones se hinchen y se forme un exceso de moco durante el esfuerzo físico. El aire frío y seco con mayor frecuencia desencadena los síntomas del asma inducida por el ejercicio. Algunos gimnasios configuran sus acondicionadores de aire a una temperatura baja durante el verano porque la gente pasa calor al aire libre. El aire frío y seco de la sala de aire acondicionado, podría dar lugar a los síntomas del asma mientras caminas en una cinta. Si tiene alergias, estos síntomas también pueden ser provocados o agravados por sustancias en el medio ambiente, tales como el polvo y el moho. Caminar sobre una cinta de correr cerca de una ventana abierta cuando hay polen y la contaminación atmosférica es alta también puede desencadenar síntomas de asma. Una infección respiratoria también puede desencadenar los síntomas del asma inducida por el ejercicio.

Tratamiento

Si sólo tienes síntomas mientras que caminas en una cinta, tu médico probablemente te dará un inhalador de alivio rápido que se puede tomar 15 minutos antes del ejercicio y abrirá tus vías respiratorias de cuatro a seis horas. Los inhaladores de alivio rápido pueden también abrir las vías respiratorias durante un ataque de asma. Un inhalador de acción prolongada, como los corticosteroides inhalados pueden tomarse 30 minutos antes del ejercicio y duran hasta 12 horas. Los modificadores de leucotrienos duran 24 horas, y se toman diariamente para prevenir la contracción de las vías respiratorias. Si estás usando los inhaladores de alivio rápido más de dos veces por semana, consulta a tu médico para cambiar a una opción de tratamiento a largo plazo.

Prevención


Siempre toma tus medicamentos según las indicaciones.

Siempre toma tus medicamentos según las indicaciones. Realiza un calentamiento de 10 minutos, como una caminata ligera en la cinta, antes de aumentar tu velocidad a un ritmo más rápido. Respira por la nariz; la nariz se calienta naturalmente, filtra y humedece el aire que entra a los pulmones. Si caminar está causando los síntomas del asma, considera un régimen de ejercicios diferentes. La natación proporciona aire húmedo y cálido para respirar durante el ejercicio, pero los productos químicos en la piscina pueden agravar los pulmones si tienes alergias. Asegúrate de que la cinta de correr y la sala en la que ejercitas estén limpias y las ventanas de la habitación se cierran si el polen o la contaminación es alta.

Más galerías de fotos



Escrito por melissa mcnamara | Traducido por luciano ariel castro