La cantidad de grasa en el queso feta

El queso feta es un versátil queso salado, semi-suave pero desmenuzable hecho tradicionalmente en Grecia a partir de leche de oveja. Sin embargo, se pueden encontrar muchos fetas que se hacen con la leche de vaca en la mayoría de los supermercados, tiendas especiales de quesos y tiendas de alimentos gourmet. De acuerdo con Professor's House, el feta es un queso de cuajada, lo que significa que la leche con la que se produce sufre un proceso de cuaje, resultando en el queso que se vende en las tiendas.

Tipos

Una resolución de la Unión Europea en 2005 restringe la denominación "feta" para ser utilizada por países distintos de Grecia, donde se origina feta. Pese a esta decisión, aún se pueden encontrar numerosos quesos etiquetados como "feta" hecho en países como Bulgaria, Francia e incluso los Estados Unidos. Es posible que tengas que buscar en una tienda especial de quesos o en línea para encontrar el queso feta auténtico, que puede ser bastante caro. Puedes comprar fetas con toda la grasa, fetas bajos en grasas y fetas no grasos en la mayoría de los supermercados estadounidenses.

Porción y calorías

El tamaño de la porción típica para el queso feta es de 1 onza, lo que básicamente equivale a una pequeña palma llena de queso desmenuzado. Una onza de feta con toda la grasa regular tiene 75 calorías, en comparación con 70 calorías en la misma cantidad de queso feta reducido en grasa. Hay 30 calorías en 1 oz de queso feta libre de grasa, de acuerdo con Diet Facts.

Contenido de grasas

El queso feta es a menudo considerado como un queso saludable porque es más bajo en contenido de grasa. De acuerdo con la dietista registrado Roberta Larson Duyff de la American Dietetic Association's "Complete Food and Nutrition Guide", el feta con toda la grasa es más bajo en grasa que la mayoría de otros tipos de queso, pero no por mucho. Una onza de queso feta con toda la grasa tiene 6 gramos de grasa, de los que 4 gramos son de grasas saturadas. En cuanto a otro popular queso como el cheddar te puede dar una forma realista para comparar el contenido de grasa. Una onza de queso cheddar tiene 9 gramos de grasa, de los cuales 6 gramos están saturadas. El feta bajo en grasa tiene alrededor de 4,5 gramos de grasa por porción, de las cuales 3 gramos son grasas saturadas. El feta sin grasa tiene cero gramos de grasa.

Consideraciones

Según Duyff, la elección de un feta con toda la grasa puede ser una opción mejor que la elección de un queso con toda su grasa como el cheddar. El feta es un queso lleno de sabor, salado que aporta un fuerte sabor a la mayoría de los platillos, así que no es necesario tanto como con otros tipos de quesos. La elección de un feta reducido en contenido de grasa o sin grasa puede hacer la misma función, pero compromete un poco el sabor con los quesos reducidos y sin grasas.

Advertencia

El feta tiene un alto contenido de sodio, por lo que aquellos en dietas bajas en sodio deben evitarlo o usarlo con moderación. Aunque el feta es más bajo en grasa que muchos quesos, todavía tiene un alto colesterol y grasa saturada. Debes comer queso feta con moderación.

Más galerías de fotos



Escrito por ashley miller | Traducido por gabriela nungaray