¿La caminadora hace que tus piernas adelgacen?

Obtener unas piernas delgadas, además de permitir moverte mas cómodamente, aumentará tus niveles de confianza. Una caminadora proporciona un buen ejercicio para lograr este objetivo, porque involucra ejercicios cardiovasculares. El ejercicio cardiovascular se realiza mientras tus extremidades se encuentran en un movimiento constante por un tiempo prolongado. Esto ayuda a la pérdida de peso en todo el cuerpo, no sólo en las piernas.

Ejercicios para perder grasa

Al contrario de la creencia popular, no es posible quemar la grasa de un área en especifico. Cuando se trata de las piernas, por ejemplo, ejercicios como sentadillas y zancadas trabajarán tus músculos pero no llevan a la pérdida de grasa. Al usar una caminadora por el contrario, aumenta tu ritmo cardíaco, quema calorías y se derrite la grasa en las piernas y el resto de tu cuerpo.

Duración de los entrenamientos

Si abordas la caminadora de vez en cuando en la semana, no obtendrás resultados eficaces de pérdida de grasa. Es como llevar un plan de dieta de sube y baja. Para perder peso, el American College of Sports Medicine recomienda de 60 a 90 minutos de actividad física mínimo cinco días a la semana. Puedes hacerlo en una sola sesión, o dividir el tiempo a lo largo del día. El ejercicio acumulado aún te ayudará a adelgazar las piernas, siempre y cuando seas disciplinado.

Intensidad del entrenamiento

Correr y caminar queman calorías efectivamente y ayudan a la pérdida de peso. A mayor intensidad, mayor pérdida de grasa. Una persona de 68 kilos quema unas 320 calorías en 60 minutos a 6 kilómetros por hora. Una persona del mismo tamaño quema casi 825 calorías en 60 minutos corriendo a 11 kph. en pocas palabras, más intensidad ofrece mejores resultados.

Ejercicio y metabolismo

Cada que te ejercitas, aumentas tu intensidad metabólica. Esto a su vez ayuda a quemar más calorías todo el día y perder peso a un ritmo más rápido. Usar la caminadora aumentará tu metabolismo y además ayudará a tener unas piernas más delgadas. Cuanto mayor sea su intensidad, más impulso obtendrás.

Forma correcta

Los deportistas están pendientes de la forma en la sala de pesas. Emplear una forma correcta es igual de importante al ejercicio cardiovascular. Al sostenerte de las empuñaduras de la caminadora y recargarte hacia abajo, por ejemplo, estás quitándole esfuerzo a tu cuerpo. Esto reduce tu consumo calórico además de causar desbalances musculares. Independientemente de si estas caminando o corriendo, asegúrate de mantener los hombros atrás, mirada fija hacia adelante y no sostenerte con las manos. Mueve suavemente los brazos hacia adelante y hacia atrás de manera alterna junto con las piernas.

Alimentos y pérdida de grasa

Usar una caminadora ayuda a quemar calorías, pero asegúrate de no pasar por alto la dieta. Si consumes las mismas calorías que quemas, no obtendrás ningún cambio en las piernas. Lo mejor es apostarle a una dieta rica en nutrientes como frutas, vegetales, productos lácteos bajos en grasa, granos enteros y carnes magras.

Consejos

El ejercicio por intervalos es una forma en la que vas de baja a alta intensidad y de regreso a baja. Esto provoca un mayor consumo de calorías que un ejercicio a un paso contante. Si estás comenzando a hacer ejercicio, intenta cambiar tus pasos al caminar, alternando de lento a rápido. Conforme aumente tu condición, alterna entre caminar y trotar. Y una vez que tengas la capacidad pulmonar, alterna entre correr rápido y lento.

Más galerías de fotos



Escrito por kevin rail | Traducido por mariana groning