Cambio de calorías y ciclo de carbohidratos

El cambio calórico y el ciclo de carbohidratos son alternativas a las dietas bajas en calorías y bajas en carbohidratos. Ambos métodos para perder peso te prometen hacerte adelgazar enfocándose en distintos aspectos de la nutrición. Como el cambio de calorías y el ciclo de carbohidratos requieren de una buena planificación, comprender los conceptos detrás de cada método para perder peso por completo es un componente vital para lograr el éxito.

Cambio calórico

La dieta tradicional requiere que consumas una cierta cantidad de calorías cada día. Aunque esto puede ayudarte a perder peso, muchas personas a dieta llegan a una meseta en cierto punto. Para superar esta meseta, debes reducir aún más tu ingesta calórica. El cambio calórico involucra alternar tu ingesta calórica diaria en un intento de engañar a tu cuerpo para que mantenga tu metabolismo alto y evite esta meseta. El primer paso en esta dieta es establecer una meta calórica diaria, como 1.500 calorías al día. Dos veces por semana, por ejemplo los lunes y miércoles, añade 300 calorías a tu meta diaria. La primera semana, durante dos días resta 500 calorías de tu meta diaria. La siguiente semana, cambia nuevamente y añade 400 calorías dos días a la semana.

Teoría detrás del cambio de calorías

Cuando reduces demasiado tu ingesta calórica, tu cuerpo entra en modo de inanición. En este estado, tu metabolismo se reduce para ahorrar calorías, lo cual provoca que el cuerpo queme las calorías de forma menos eficiente. Cuando aumentas la cantidad de calorías, tu cuerpo tiene acceso a todas las calorías que necesita, y por lo tanto, las quema de forma efectiva. Cuando reduces la cantidad de calorías, le das a tu cuerpo menos calorías, pero sólo por un período corto de tiempo, de forma tal que tu metabolismo no tiene tiempo de reconocer el déficit y lentificarse antes de que aumentes tu ingesta nuevamente. Mantener tu cuerpo en un modo de quema de calorías eficiente puede ayudarte a perder peso.

Ciclo de carbohidratos

El ciclo de carbohidratos es un método comúnmente utilizado por los fisicoculturistas para perder grasa corporal. En lugar de poner énfasis en las calorías, el ciclo de carbohidratos se enfoca en la ingesta de carbohidratos. La definición más simple de este método es la alternación entre altas y bajas ingestas de carbohidratos en distintos días. Por ejemplo, sin normalmente consumes 400 gramos de carbohidratos al día, reduce tu ingesta a sólo 100 gramos por unos dos días cada semana. Una vez que los dos días hayan terminado, aumenta tu ingesta nuevamente a 400 gramos al día por el resto de la semana. Luego de 5 días con este nivel de ingesta, reduce la cantidad nuevamente a 100 gramos durante el resto de la semana.

Teoría detrás del ciclo de carbohidratos

El cuerpo prefiere a los carbohidratos como su principal fuente de energía. Cuando reduces tu ingesta de carbohidratos, tu cuerpo utiliza las grasas como energía. La grasa de tu cuerpo se almacena en tu tejido adiposo. Cuando el cuerpo usa la grasa como fuente de energía, tu porcentaje total de grasa se reduce, permitiéndote perder peso y revelar músculos magros.

Más galerías de fotos



Escrito por elle paula | Traducido por mike tazenda