¿Cómo cambio el aro del ombligo por primera vez?

Quitarte las joyas de una perforación puede generar que el agujero se encoja rápidamente, incluso en segundos, según la asociación de perforadores profesionales. Esto puede hacer que cambiar el aro del ombligo por primera vez sea una experiencia frustrante. La mayoría de los perforadores profesionales buscan cambiar las joyas gratis o por un costo bajo, aunque hacerlo en un entorno limpio también es posible.

Marco de tiempo

Cambia el aro de tu ombligo por primera vez sólo luego de que la perforación esté completamente curada. El tiempo de curado cambia en cada persona. Una perforación puede tomar tan poco como dos meses o tanto como un año para curarse según Elayne Angel en “The Piercing Bible” (La biblia de la perforación).

Significado

El aro del ombligo inicialmente utilizado en la perforación está diseñado con seguridad y teniendo en cuenta el curado de esta perforación, como lo destaca la asociación de perforadores profesionales. Los aros del ombligo iniciadores están hechos de material inerte e hipoalergénico para permitir que la perforación tenga el tiempo óptimo de curado sin interferencia por la irritación causada por las aleaciones de metal o los compuestos. Así que la mayoría de ellos son lisos y sin adornos. También los más largos que los estándar para soportar la hinchazón inicial que viene con el trauma de la perforación. Cambiar tu perforación del ombligo por primera vez permite que personalices el estilo de tu aro, escogiendo distintos colores, metales, piedras y joyas para adornarlo.

Escogiendo la joya

Escoge joyas del calibre adecuado. El calibre es el diámetro del eje del aro, cuanto más pequeño sea el número, más grande será la joya. El cuerpo trata a la joya demasiado delgada como un objeto extraño y comienza a empujarlo hacia la superficie, un proceso llamado rechazo. Si la joya de reemplazo es demasiado gruesa, puede haber un trauma y un estiramiento de la perforación. Escoge una joya para el cuerpo que sea del largo adecuado para tu perforación, un aro para el ombligo demasiado pequeño puede cortar la circulación de la zona, mientras que un aro demasiado grande puede causar moretones y traumas. Busca materiales de alta calidad, como el oro o la plata, al buscar joyas para hacer el cambio, ya que hasta las perforaciones curadas pueden agravarse por una alergia a los metales.

Método

Utiliza jabón y agua para frotar tus manos de 15 a 20 segundos. Limpia el aro del ombligo con un objeto estéril para quitar las bacterias y los microorganismos. Si no puedes tomar la joya, utiliza un par de guantes de látex o de nitrilo para tener un mejor agarre del aro. Desenrosca la bola de la parte superior del aro para el ombligo. Toma la bola inferior y pasa el aro hacia afuera por la parte inferior. Limpia la zona con otro objeto estéril y realiza lo mismo para la joya nueva. Desenrosca la bola superior del nuevo aro. Pasa el aro para el ombligo por la perforación desde la parte inferior, teniendo cuidado de no forzar el objeto ni de generar traumas para la zona. Asegura el aro del ombligo reemplazando la pelota y limpia la zona con un objeto limpio.

Mirada experta

Si te sientes incómodo cambiando el botón del aro del ombligo por primera vez, consulta a un perforador profesional. Si estás a mitad de camino en el reemplazo por primera vez y no puedes colocar el nuevo aro en la perforación luego de quitar el anterior, habla con un perforador profesional de inmediato. El perforador puede tener que usar una herramienta de calado para guiar la joya por el agujero si este se ha reducido.

Más galerías de fotos



Escrito por elizabeth tumbarello | Traducido por sebastian castro