Calambres severos en las piernas después de hacer sentadillas

Las sentadillas son un ejercicio de cuerpo completo. Cuando las haces apropiadamente, ellas construyen casi todos los músculos que tienes. Si las haces inapropiadamente corres el riesgo de sufrir dolor o una lesión . Incluso si estas haciendo sentadillas profesionalmente, aun puedes sufrir severos calambres en las piernas después del ejercicio. Los calambres son un misterio. A pesar de cuan agonizantes son, los científicos no tienen métodos infalibles para eliminarlos. Considera lo que puede influir en los calambres y ajusta tus rutinas para ver que te trae alivio.

Deshidratación

Mantenerse hidratado es una de las soluciones más simples que puedes intentar para combatir los calambres severos. SI tus calambres son muy fuertes, pues necesitar muchas mas agua en tus sistema. Toma ocho vasos completos de agua cada día. Si estás sudando mucho, toma incluso más. Lo mismo es para los climas cálidos y los gimnasios calientes, debes mantener un alto consumo de agua.

Electrolitos

La pérdida de electrolitos a menudo se produce con la deshidratación. Las sentadillas involucran tus hombros, la parte superior de tu espalda, la espalda baja, glúteos, músculos, pantorrillas y más. Si no tienes suficiente sodio o potasio o lo sudas, es mas probable que tengas calambres después del ejercicio. La pérdida de electrolitos es a menudo marcada por movimientos o espasmos en los muslos o pantorrillas 20 a 30 minutos antes del calambre. Si estas en medio de tus sentadillas cuando sucede, es fácil atribuir los temblores a la intensidad del entrenamiento. Toma bebidas deportivas con sal y potasio antes y durante tu entrenamiento.

Drogas

Incluso si el problema es la deshidratación o el desbalance de electrolitos, la dieta o el consumo de líquidos pueden no ser los culpables. Hay muchas drogas de prescripción que influencian calambres severos por muchas razones. Los diuréticos podrán diluir los electrolitos. Las estatinas, son drogas usadas para bajar el colesterol, pueden debilitar los músculos de forma que se cansarán antes de que te des cuenta. El alopurinol, prescrito para condiciones de ácido úrico relacionados con la gota, cáncer o piedras en el riñón , y los corticoesteroídes u hormonas esteroídeas se relacionan también con calambres insoportables en las piernas. Habla con tu doctor para ver si puedes cambiar el medicamento y seguir haciendo sentadillas.

Problemas

Si tienes dañados los nervios, algunos calambres pueden aparecer para un largo plazo. Ya que estás usando muchos músculos de una vez cuando haces una sentadilla, la comunicación se vuelve lenta entre ellos y tus piernas se acalambran, ya sea cuando estas haciendo sentadillas o después. Desafortunadamente, no sabes cuando estás fatigado por que tus piernas no te lo dicen. Esto es más probable en diabéticos, fumadores, alcohólicos o gente que ha experimentado accidentes. Muévete lentamente, construye peso lentamente y toma descansos durante tu rutina, y por supuesto deja de fumar.

Técnica

El problema puede no ser tus músculos en absoluto. Las sentadillas son duras. Los principiantes deben quedarse con las sentadillas completas. Tus rodillas son más fuertes cuando están completamente extendidas o flexionadas, así que trabajarán con tus piernas mejor cuando no las tensas con medias sentadillas. Obtén un entrenador profesional para que entrene tu técnica. Tu pecho debe estar afuera, ve hacia al frente con un agarre sin pulgares en el ancho adecuado para ti. Tu postura puede necesitar un pequeño ajuste, también. Mira los pies y la dirección de los dedos de los pies. Cada movimiento cuenta cuando haces sentadillas, así que aprende a hacerlos bien para evitar el dolor insoportable.

Más galerías de fotos



Escrito por rachel moran | Traducido por esther guerrero