Cómo buscar la historia de tu familia de manera gratuita

Los historiadores familiares actúan como genealogistas para investigar y documentar las historias de las familias. La popularidad de la genealogía y los recursos en línea dedicados a rastrear la ascendencia de la familia proporcionan el estímulo a sus esfuerzos. Casi no hay cuotas para ver los registros en poder de los organismos gubernamentales, pero los sitios de genealogía comerciales hacen el trabajo de duplicar los registros y por lo general cobran por el acceso a Internet. La clave para llevar a cabo una búsqueda de antecedentes familiares es navegar a través de los recursos, sobre todo a través de Internet, e identificar aquellos que proporcionen información precisa de forma gratuita.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

  1. Comienza con el U.S. National Archives' de genealogía. Saber la manera en que los miembros de tu familia interactuaron con el gobierno federal es el primer paso para una búsqueda exitosa de antecedentes familiares, de acuerdo con los National Archives. La página web de la agencia para los genealogistas e historiadores de familia ofrece una guía paso a paso de investigación, tutoriales e información sobre diferentes aspectos de la investigación genealógica, como los tipos de registros que encontrarás y los enlaces a los recursos de genealogía.

  2. Recopila toda la información sobre tu familia como sea posible, incluyendo nombres, lugares de residencia, y las fechas de nacimiento, matrimonio y defunción. The National Archives recomienda la compilación de la información de tu conocimiento, registros familiares y conversaciones con miembros de la familia.

  3. Identifica los sitios web genealógicos comerciales. La mayoría permite el libre acceso a una gama limitada de datos, y algunos ofrecen períodos de prueba gratuita durante el cual se tiene acceso a más registros. Por ejemplo, Ancestry.com y Archives.com ofrecen periodos de prueba.

  4. Haz una lista de los recursos genealógicos en línea gratuitos. The CyndisList.com cuenta con 282.000 enlaces de historia familiar e incluye información específica de grupos étnicos y adopción. Heritage Quest Online y FamilySearch.org proporcionan acceso a los registros de censo digitalizados. RootsWeb.com te conecta con otros investigadores de historia familiar y ofrece enlaces a muchos recursos genealógicos, incluyendo los resultados del censo de cementerios de todo el país. The USGenWeb Project ofrece recursos genealógicos gratuitos que se organizan según el condado y el estado. Afrigeneas.com proporciona recursos de genealogía afroamericana.

  5. Crea una cuenta de árbol genealógico gratuito en un servicio en línea genealógico. Algunos de los sitios comerciales te permiten crear una cuenta, y desarrollar tu árbol genealógico y mantener un acceso permanente de forma gratuita. Otros proveedores en línea, como MyHeritage.com, ofrecen programas para crear un árbol de familia descargable de forma gratuita.

  6. Agrega la información de la historia de familia a tu árbol genealógico gratuito. Incluye toda la información recibida de los registros familiares y entrevistas.

  7. Lleva a cabo una búsqueda de nombres de miembros de tu familia a través de las fuentes gratuitas de registros del censo, como FamilySearch.org. De acuerdo con The National Archives, los registros del censo ayudan a confirmar la información que ya tienes, proporcionan nueva información como lugares de residencia y fechas de nacimiento y proporcionan una base para el resto de tu investigación.

  8. Visita las oficinas locales y del condado para ver los registros vitales de los archivos de nacimientos, defunciones, matrimonios y propiedad y los registros fiscales. Las sociedades de genealogía locales también te pueden ayudar a localizar la información.

  9. Continúa realizando búsquedas de información gratuita y continúa conectando la información que encuentres en tu programa del árbol genealógico. Conforme el árbol crece, haz revisiones y encontrarás áreas que requerirán mayor atención.

Más galerías de fotos



Escrito por gail sessoms | Traducido por daniela fedorov