Cuando los buenos alimentos van mal

Cómo incluso los alimentos saludables pueden causar problemas

¿Demasiado de una cosa buena puede ser algo malo? Pues sí, puede. Las manzanas están repletas de fibra (algo bueno para una manzana pero potencialmente malo si comes demasiadas).

Cualquier alimento comido en exceso no estará recomendado. Este es el motivo por el que recomendamos a la gente a seguir un plan de alimentación equilibrado que incluya una variedad de comidas.

— Joanne Larsen, dietética registrada y operador del sitio web Ask The Dietician

Es un proverbio popular: An apple a day keeps the doctor away (más vale prevenir que lamentar. En el refrán en inglés prevenir implica comer una manzana al día). Pero ¿qué sucede cuando, en lugar de una manzana, comes 3 libras de esta fruta? ¿Puede haber demasiado de una cosa buena? Sarah Krieger, una dietética registrada en St. Petersburgo, Florida, y portavoz para la American Dietetic Association, lo cree. Ella dice que todo, incluso los alimentos nutritivos, se debe comer con moderación. "Más de cualquier cosa no siempre es la respuesta", dice Krieger. "No culpes a las manzanas, puede ser cualquier cosa. Podrían ser las peras". Aunque algunos alimentos son saludables para ti, "más" no siempre significa "mejor". Comer demasiado, incluso de alimentos saludables, puede causar problemas.

Una vergüenza de la riqueza

Las manzanas, ricas en vitaminas, también contienen fibra. Pero consumir demasiada fibra dietaria puede afectar de manera adversa tu salud, tal como dice Lona Sandon, profesora asistente en Department of Clinical Nutrition en el Medical Center de University of Texas Southwestern.

American Dietetic Association recomienda que los adultos consuman alrededor de 25 a 35 g de fibra diariamente, o alrededor de 5 tazas de frutas o verduras por día. Sandon advierte que comer más puede evitar que el cuerpo absorba ciertos minerales valiosos, como hierro, zinc, calcio, magnesio y fósforo.

Como la fibra dietaria (material de plantas que se encuentra en frutas, verduras y granos) es resistente a la digestión en el tracto gastrointestinal humano, tiene ventajas y desventajas.

La fibra es beneficiosa porque mejora las funciones digestivas, evitando la costipación y hace más lenta la absorción del azúcar y los carbohidratos, un extra para la gente que está tratando de perder peso.

Por otro lado, las fibras afectan el tiempo que lleva digerir la comida. Por lo tanto, comer demasiado puede no dar el tiempo suficiente para que se absorban en el sistema ciertos minerales y nutrientes. Otras consecuencias de comer demasiadas fibras de una vez es la hinchazón, los calambres abdominales y los gases.

Sandom continúa diciendo que aunque parezca inconveniente para alguien comer demasiada fibra (o en este caso, demasiadas manzanas) la gente que es vegana o vegetariana o que come muchas manzanas a la vez que toma suplementos de fibras, puede ponerse en riesgo.

“Pueden pasarse fácilmente si no tienen cuidado”, afirma Sandon.

Lo mismo rige para la vitamina C.

La vitamina C, o ácido ascórbico, es esencial para la buena salud. Esta vitamina antioxidante es necesaria para el crecimiento y la reparación de los tejidos del cuerpo así como también para reparar y mantener los dientes, los huesos y los cartílagos. Pero ingerir más de 2000 mg al día puede causar dolor estomacal, diarrea y gases. En algunas personas, las dosis excesivas incluso pueden desarrollar cálculos renales.

Tara Gidus, dietética para el equipo de baloncesto Orlando Magic y dueña de Tara Gidus Nutrition Consulting, dice que sin embargo ella no es consciente de cualquiera que consuma demasiada vitamina C. Dice que tal problema a menudo aparece cuando los suplementos de vitaminas son más utilizados o se abusa de ellos.

“Nuevamente, algunas personas llevan las cosas al extremo”, dice Gidus.

La pesca del día

El pescado generalmente es considerado un alimento nutritivo y saludable, particularmente el pescado graso. Este tipo de pescado, rico en aceite (como las sardinas, el salmón o el atún) tienen altos niveles de ácidos grasos omega-3, específicamente ácido eicosapentaeonico, o EPA, y ácido docosahezaenoic, o DHA. Estas grasas esenciales benefician la salud cardíaca, disminuyen los triglicéridos y retardan el desarrollo de la aterosclerosis, la acumulación de placas en las arterias.

Gidus afirma que, por otro lado, los ácidos grasos omega-3 también son anticoagulantes leves. Comer demasiado de este tipo de pescado puede causar una ligera licuación de la sangre.

Para la mayoría de las personas, ésta no es una causa de preocupación. Pero para algunos puede ser un riesgo.

“Si tomas anticoagulantes o tu médico te ha dicho que no tomes (suplementos de aceite de pescado) , entonces ten cuidado”, afirma Gidus.

Aún así, es poco probable que una persona experimente problemas de sangrado sólo por su dieta con omega-3. Esto tiende a ser más un problema para quienes obtienen sus ácidos omega-3 de suplementos de aceite de pescado, que son más fáciles de consumir en extremo.

La preocupación más grande que tiene Gidus sobre comer demasiado pescado es el nivel de mercurio que hay en los peces grasos. Ella sugiere que la gente debe evitar comer tiburón, pez espada, blanquillo y caballa muy seguido. Estos pescados particularmente, tienden a tener altos niveles de mercurio, un metal pesado que daña los nervios y es especialmente peligroso para los niños y las mujeres embarazadas.

Levántate y huele el café

Para algunos adultos, funcionar sin una taza de café en la mañana es casi imposible. Y debido a que el café contiene antioxidantes, Gidus dice que algo de café es bueno.

Pero el café también contiene cafeína, que en grandes cantidades puede elevar la presión sanguínea y el ritmo cardíaco. Krieger advierte que quienes deben bener numerosas tazas de café para ayudarse a pasar todo el día se enfrentan a ciertos riesgos de la salud.

“Si ya tienes hipertensión y bebes mucha cafeína, esto puede desencadenar un ataque” afirma.

Para otros, puede causar ansiedad y hacer que resulte difícil dormirse a la noche. Para evitar los efectos secundarios negativos y los riesgos asociados con la ingesta de demasiada cafeína, tanto Gidus como Krieger recomiendan limitar el café a dos tazas diarias.

El color de las zanahorias

Aunque no especialmente peligrosas, comer demasiadas zanahorias puede desarrollar un efecto secundario desagradable, según la dietética Joanne Larsen, que opera el sitio web Ask the Dietitian, un sitio de preguntas y respuestas sobre nutrición.

Larsen dice que las zanahorias contienen altos niveles de beta caroteno, una provitamina A carotenoide que el cuerpo convierte en vitamina A. Debido a que este beta caroteno contribuye a la salud de la piel y la vista, mejora el sistema inmunológico de la persona y retarda el proceso de envejecimiento de las células, es un nutriente que debe estar en la dieta de todos, señala la dietética.

Pero comer grandes cantidades de zanahorias no dará mejores resultados. El cuerpo convierte el beta caroteno en sólo la cantidad de vitamina A que necesita. El remanente queda en el sistema por un tiempo, causando un tono amarillo anaranjado a la piel, desconcertante aunque no peligroso.

La afección, llamada carotenemia o carotenodermia, también puede ocurrir cuando alguien bebe demasiado jugo de zanahorias o jugos de otros alimentos altos en beta caroteno, como patatas dulces, calabaza, espinaca o brócoli.

“Hay una buena noticia: suspende los alimentos altos en caroteno", como dice Larsen. Esto es todo lo que necesitas para que tu piel vuelva a tener su color normal.

Por supuesto, en cualquier momento la gente puede encontrar problemas por la comida que come, esto genera el problema de la nutrición correcta y la pregunta de qué ha quedado afuera de la dieta, tal como señala Sandon.

Larsen hace eco de sus sentimientos. “Cualquier alimento comido en exceso no será recomendado. Es por eso que recomendamos a la gente tener un plan alimenticio equilibrado que incluya una variedad de comidas”.

Foto: Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Más galerías de fotos



Escrito por jeorge zarazua
Traducido por aldana avale