¿Qué es bueno para beber durante el embarazo?

Las mujeres embarazadas saben que lo que comen afecta en gran medida a su salud y la salud de sus fetos. Lo que beben es igual de importante. Agua, leche, la mayoría de los jugos de frutas y muchos tés de hierbas son buenos para ti durante este período, y la cantidad que consumes es tan importante como tu elección de bebidas.

Agua


Necesitarás beber abundante agua en el embarazo.

Un síntoma del embarazo es la micción frecuente, lo que puede llevar a creer que está bien hidratado y no necesitas más agua. Nada podría estar más lejos de la verdad; las mujeres embarazadas requieren por lo menos 8 vasos de 8 onzas de agua cada día. Si eres una madre futura activa, bebe un adicional de 8 onzas por cada hora de actividad ligera o ejercicio. El agua que bebes te protege de la deshidratación y lleva nutrientes a tu feto en crecimiento, pero también puede disminuir el riesgo de parto prematuro y preeclampsia, ambas afecciones potencialmente peligrosas

Leche


La investigación demuestra que beber leche es beneficioso para las mujeres embarazadas y sus bebés por nacer.

Bebe leche cuando estés embarazada. Un estudio publicado en la edición de abril de 2006 de "Canadian Medical Association Journal" descubrió que las mujeres embarazadas que bebían más de 250 mililitros (aproximadamente 1 taza) de leche por día tenían dietas altas en proteínas y vitamina D, y dieron a luz a bebés con mayor peso al nacer en comparación con las mujeres embarazadas que bebían menos leche. Las pruebas presentadas en 2010 American Academy of Neurology's Annual Meeting sugiere que el consumo de leche durante el embarazo también puede reducir el riesgo del bebé de desarrollar esclerosis múltiple de adulto.

Jugo de frutas


Los jugos de frutas pasteurizados son seguros para beber.

Beber jugo de frutas durante el embarazo aumenta la ingesta de vitaminas y minerales que el feto necesita para una buena salud y desarrollo. Esos mismos nutrientes también ayudan a la madre a mantenerse saludable durante el embarazo. No obstante, no bebas jugo de fruta sin pasteurizar, tal como sidra de manzana recién prensada; el calor de la pasteurización mata las bacterias que pueden causar enfermedades y perjudicar al feto.

Té de hierbas


Elige té de hierbas libres de cafeína.

Los tés de hierbas pueden ser una parte relajante y sabrosa de tu dieta en el embarazo que tiene beneficios para la salud también. El té de jengibre, por ejemplo, puede ayudar a aliviar las náuseas matutinas. Además, algunos tés de hierbas proporcionan vitaminas y minerales; por ejemplo, el té hecho de perejil introduce la vitamina K en tu dieta. Elige variedades sin cafeína para una mejor salud, aunque la gran mayoría de los tés de hierbas no contienen de forma natural. Ten en cuenta que no todos los tés de hierbas son seguros para el consumo durante el embarazo, no obstante. La American Pregnancy Association recomienda prudencia cuando bebes té de ortiga, té de alfalfa y té lengua de vaca. Consulta a tu obstetra para obtener más información acerca de la seguridad del té de hierbas.

Más galerías de fotos



Escrito por nicki wolf | Traducido por mariano abrach