Buenas rutinas de ejercicio para adolescentes en el hogar

Si eres un adolescente que piensa que necesita una membresía costosa para un gimnasio o entrar al salón de pesas de tu escuela para ponerte en forma. Es posible que tengas todo el equipo que necesitas en casa. Ahorra tiempo y evita la cinta de correr con una rutina de ejercicios en casa que puedes hacer en cualquier momento del día.

Usa la televisión

Sintoniza un canal de fitness y utiliza una de las muchas rutinas aeróbicas regulares dirigidas por instructores profesionales que salen al aire casi todos los días. Si salen cuando te encuentras en la escuela, prepara tu DVD para grabar el programa y ejercitate después. Los ejercicios aeróbicos en demanda también son una opción. Muchos paquetes de cable los ofrecen gratuitamente. Si no tienes cable, consigue algunos DVDs baratos de aeróbicos o pilates en una tienda de excedentes. Busca rutinas que ofrezcan 30 minutos de cardio con intervalos de entrenamiento de fuerza en todas partes.

Tonifícate

Tu hogar está lleno de oportunidades para tonificar tus músculos y ponerte en forma. Comienza temprano por la mañana por deshacerte del aburrimiento y sentirte energizado durante todo el día. Antes de que levantes de la cama, mueve la almohada debajo de tu cabeza y realiza una serie de 20 abdominales. Con tu corazón latiendo más fuerte, levántate y haz 20 saltos. Estírate por cinco minutos para un mayor calentamiento de tus músculos, después trota en tu lugar por un minuto. Ve al baño y presiona tu espalda contra la pared mientras te cepillas los dientes. Deslízate lentamente por la pared y dobla tus rodillas. Mantente por 30 segundos o haz sentadillas, manteniendo tu espalda derecha en todo momento.

Ganar peso

Agrega peso a tu rutina para una mayor quema de calorías y tonificación muscular. Compra un conjunto de bajo costo de pesas de 3 a 7 libras (1.3 a 3.,1 kg). Coloca dos en el suelo frente a tus pies. Manteniendo tu espalda derecha y tu cabeza levantada, dobla tus rodillas y levanta las pesas. Dobla tus brazos y empuja las pesas derecho por arriba de tu cabeza. Las estocadas también son una opción y utilizan tu propio peso corporal. Sosteniendo una pesa en cada mano, toma un gran paso hacia adelante, doblándote con una rodilla en el piso mientras mantienes tu espalda derecha, después vuelve a pararte. Repite los ejercicios de soporte de peso de 12 a 15 repeticiones, alternando rodillas, tres o cuatro veces a la semana.

Agrega cardio rápido

No te aburras con tu entrenamiento en casa haciendo los mismos ejercicios por mucho tiempo. Toma una cuerda para saltar y brinca por dos minutos. Con tu corazón palpitando, corre en tu lugar por otros dos minutos. Tírate al suelo y haz "spiderman". Coloca tus manos en el suelo ligeramente sobre tu cabeza y coloca tus piernas detrás de ti con el peso en tus dedos de los pies. En un movimiento, mueve tu mano izquierda hacia arriba y lejos de tu cabeza mientras trasladas tu pierna izquierda por debajo de tu torso. Haz lo mismo con el lado derecho. Después de cuatro repeticiones en cualquier lado, cambia a alpinistas: Ponte en una posición de plancha y pretende que estás subiendo una montaña. Deja tus manos quietas y mueve tus piernas rápidamente para una mayor quema calórica y tono muscular, especialmente en el área de tu abdomen.

Más galerías de fotos



Escrito por kate bradley | Traducido por esther guerrero