Buenas formas de conseguir proteínas en una dieta de líquidos

Conseguir suficientes proteínas mientras estás con una dieta de líquidos puede ser un reto, pero no es imposible. Dependiendo del tipo de dieta de líquidos, hay comidas ricas en proteínas que pueden incluirse. Algunas de estas pueden comprarse, y otras deben prepararse desde cero. Por tanto, conseguir suficientes proteínas es una cuestión de creatividad y algunas habilidades de cocina básicas. Hay dos tipos de dietas de líquidos; en cuál estés, determina qué tipos de fuentes de proteínas puedes incluir.

Necesidades de proteínas

El Instituto de Medicina recomienda una ingesta de proteínas diaria de 0,8 gramos por kilogramo de peso corporal. Para calcular tus necesidades específicas, toma tu peso corporal en libras y divídelo por 2,2. Después multiplica ese número por 0,8 para obtener el número total de proteínas que necesitas consumir cada día. La recomendación media diaria es de alrededor de 56 gramos para un adulto de 160 libras (72,5 kg). Después de la cirugía, cuando las dietas de líquidos tienden a administrarse, los requerimientos de proteínas pueden incrementarse hasta 2,0 gramos de proteínas por kilogramo de peso corporal.

Dieta de líquidos limpios

Una dieta de líquidos limpios sólo permite comida que sea líquido limpio o que se convierta en eso a temperatura corporal, como zumo, gelatina, té, helado y sopa. Una dieta típica de líquidos limpios puede proporcionar aproximadamente 600 calorías y 6 gramos de proteínas, de acuerdo con Jackson-Siegelbaum Gastroenterology. Pero la sopa en polvo que suele ofrecerse en esta dieta, como caldo de ternera, sólo proporciona alrededor de 1 gramo de proteínas por servicio. Puedes hacer tu propio caldo de carne o comprar caldo enlatado sin grasa que sea más alto en proteínas que el caldo de ternera para incrementar la ingesta de proteínas. Por ejemplo, la sopa de pollo casera y la sopa sin grasa enlatada contienen alrededor de 6 gramos de proteínas por taza.

Dieta completa de líquidos

Una dieta completa de líquidos incluye todo lo permitido en la dieta de líquidos más sopas cremosas, leche, helado, batidos de suplemento dietético, pudin y yogurt. Medline Plus también establece que la meta nutritiva para un individuo con dieta completa de líquidos debería ser de 1.350 a 1.500 calorías y 45 gramos de proteína por día, pero esto se puede ajustar para cumplir necesidades mayores. Los productos lácteos como el yogurt, la leche, el caldo de carne, las sopas cremosas y los batidos de reemplazo de comida son todas fuentes de proteínas adecuadas para esta dieta.

Limitaciones temporales

Las dietas de líquidos limpios suelen usarse en la preparación de pruebas médicas o procedimientos quirúrgicos. Es importante no seguir una dieta así más de tres a cinco días, porque los tipos de comidas permitidas no pueden proporcionar suficientes proteínas o calorías para cumplir tus necesidades a largo plazo. Una dieta completa de líquidos, sin embargo, puede proporcionar las proteínas adecuadas y se puede seguir por un periodo de tiempo mucho más largo (siempre que seas monitorizado con cuidado por tu doctor).

Más galerías de fotos



Escrito por gina riggio | Traducido por natalia navarro