Bonitos estilos de atuendos para el trabajo

Un conjunto de ropa para el trabajo tiene el poder de aumentar el autoestima y la productividad. Ya sea que trabajes en fuera o en una oficina conservadora, hay miles de formas para crear conjuntos para el trabajo bonitos y apropiados que te permitirán tener éxito en los cubículos de la oficina con estilo.

Falda de tubo

Una falda de tubo en color neutral como caramelo, gris o negro es una estupenda inversión para tu armario. Asegúrate de que la bastilla llegue a la rodilla o justo arriba, ya que este largo favorece a la mayoría de los cuerpos y es apropiado para ambientes de trabajo más conservadores. Busca detalles divertidos como un peplo o pliegues a los lados para un estilo juguetón. Combina tu falda de tubo con una blusa transparente (asegúrate de usarla con una camiseta debajo) o con un cárdigan elegante. Si tu falda de tubo es de cintura alta o con detalles, mete tu blusa en la pretina o asegura una blusa ondulante con un cinturón delgado. Complementa con accesorios como un collar llamativo y para la parte inferior unos zapatos de punta cerrada.

Vestido cruzado

Un vestido cruzado se caracteriza por una V en el cuello y un lazo en la cintura. Este estilo favorece a la mayoría de los tipos de cuerpo y es una buena opción para el lugar de trabajo. Si tu ambiente de trabajo es conservador, opta por un vestido cruzado en un color sólido y neutro, con una bastilla que caiga hasta la rodilla. Para los ambientes de trabajo creativos, puedes experimentar con colores brillantes y estampados interesantes. Contrasta la atmósfera femenina de tu vestido con un reloj inspirado en la moda masculina y oxfords para algo más casual, pero aún así, apropiados para un atuendo de oficina.

Pantalones con corte de bota

Los pantalones con corte de bota son un estilo halagador para la mayoría de las figuras y una excelente base para un conjunto de trabajo a la medida y elegante. Invierte en un par con tela de raya diplomática delgada o en uno color sólido y neutral que pueda pasar entre los atuendos. Un botón colorido encima de la blusa combina muy bien cuando lo metes en la pretina de tus pantalones. Completa tu atuendo con un blazer y un par de tacones que permitan que la bastilla de tus pantalones roce el piso. Termina el atuendo con unos pequeños pendientes de aro y unos gemelos negros.

El complemento imprescindible

Un vestido negro sirve más que para sólo una cita por la noche. Cuando se hace bien, no es sólo vestir en un solo paso, sino una transición sin esfuerzos para ir de la oficina a un cóctel por la noche. Asegúrate de que la bastilla llegue a tu rodilla o un poco más arriba y de que el escote no esté muy bajo. Añade un cárdigan o un blazer de seda negro, marfil o un tono brillante con mangas 3/4; a continuación, añade una capa extra para hacer la transición de negocios al placer. Tu vestido es una tela negra, así que agrega accesorios de colores como un collar, un brazalete y zapatos brillantes.

Más galerías de fotos



Escrito por amanda rumbalski | Traducido por eduardo sanchez