Boca seca y deficiencia de vitaminas

la boca seca, conocida como xerostomía, es un falta subjetiva de saliva en la boca o sequedad de las membranas mucosas. La causa principal de la boca seca está relacionada con la producción reducida de las glándulas salivales, que son afectadas por enfermedades, medicamentos y tratamientos médicos. Ciertas deficiencias de vitaminas afectan a las membranas mucosas que cubren la boca, lo que lleva a la sensación de sequedad, aunque la producción de saliva sea a menudo normal.

Síntomas y causas de la boca seca

Además de la sequedad en la boca, algunas veces llamada "boca de algodón", otros síntomas de las xerostomía incluyen sensación de ardor en la boca y la garganta, ulceraciones, gusto y olfato reducidos, mala respiración, dificultad para pronunciar palabras, problemas para tragar alimentos y dificultad para retener dentaduras postizas, según menciona “Professional Guide to Diseases”. La saliva es necesaria para neutralizar los ácidos y proteger contra los microorganismos patógenos, por lo que la falta de la misma puede llevar a aumentar el riesgo de caries e infecciones en las encías. La producción reducida de saliva es causada por la ansiedad severa, deshidratación, enfermedades como el síndrome de Sjögren y la diabetes, medicamentos, en especial anfetaminas, antihistamínicos y antidepresivos, estimulantes como el alcohol, la marihuana y la heroína, y terapia de radiación. Ciertas deficiencias de vitaminas también producen una clase de sequedad en la boca, pero no es considerada una causa común, según se expresa en “Vitamins: Fundamental Aspects in Nutrition and Health”.

Vitamina A

La vitamina A, como retinol, es necesaria para la formación y mantenimiento de la delicada superficie de las membranas que cubren la boca, la garganta, los ojos los senos nasales y el tracto digestivo. Las membranas mucosas proporcionan lubricación y son una barrera efectiva contra los microorganismos patógenos, los contaminantes y los detritos. la deficiencia de vitamina A produce sequedad en las membranas mucosas, en especial en la boca y los ojos, que también es conocida como xeroftalmia. Según el National Institutes of Health, la cantidad diaria recomendada de retinol varía entre 300 microgramos para los niños, a 900 microgramos para los hombres, y 1300 microgramos para las mujeres en lactancia. Algunas buenas fuentes de retinol incluyen el cerdo, la carne de res y el hígado de pescado, los huevos, algunos quesos y los productos lácteos fortificados.

Vitamina B-12 y ácido fólico

El cuerpo requiere hierro, vitamina B-12 y ácido fólico para producir glóbulos rojos saludables en la médula ósea. Una deficiencia de vitamina B-12 y ácido fólico, también conocido como vitamina B-9, resulta en glóbulos rojos inmaduros y una enfermedad llamada anemia perniciosa. Los primeros síntomas de esta enfermedad son cansancio severo, dolor de cabeza y palpitaciones cardíacas, aunque también se puede producir sequedad en la boca, según lo menciona “Human Biochemistry and Disease". Si la sequedad en la boca es el resultado de una deficiencia de B-12 o B-9, también se presenta dolor y enrojecimiento en la lengua. Las vitaminas B se encuentran a menudo en alimentos de origen animal, como la carne, el pescado, las aves, los huevos y la leche.

Vitamina B-2

La vitamina B-2, o riboflavina, es necesaria principalmente para descomponer las grasas, los cuerpos cetónicos, los carbohidratos y las proteínas. No obstante, una deficiencia de riboflavina causa arriboflavinosis, que se manifiesta por los labios partidos, inflamación en la lengua y sequedad o ardor en la boca, según lo informado por “Biochemical, Physiological and Molecular Aspects of Human Nutrition". El síndrome de ardor en la boca se caracteriza por una sensación de ardor y sequedad en la boca y la lengua, y puede ser causado por deficiencias de vitaminas B-2, B-9 y B-12.

Más galerías de fotos



Escrito por owen bond | Traducido por maria eugenia gonzalez