Bicicleta reclinada contra bicicleta elíptica, ¿cuál es mejor para las rodillas?

El uso de la máquina elíptica o de la bicicleta reclinada proporciona un entrenamiento cardiovascular. Sin embargo, una máquina puede resultar más benéfica que la otra para ciertos individuos. Entre las consideraciones se incluyen condición física actual, tus metas de salud (perder peso o agrandar músculos) y cuál dispositivo es menos dañino para las rodillas. Debido a que las articulaciones de las rodillas están siendo usadas constantemente y ayudan para soportar el peso de tu cuerpo, son vulnerables a problemas médicos como el dolor, tendonitis y bursitis.

Bicicletas reclinadas

Una bicicleta reclinada difiere de su bicicleta reclinada regular de la manera en que estás posicionado mientras está sentado en la bicicleta. Con una bicicleta reclinada, te sientas en un asiento reclinado ligeramente hacia atrás, con un respaldo cómodo para algo de apoyo. En lugar de necesitar posicionar tus pies rectos hacia abajo para alcanzar los pedales de una bicicleta estacionaria, estiras tus piernas hacia adelante y colocas tus pies en los pedales más o menos a la altura de la cintura frente a ti. Las bicicletas reclinadas, al igual que las otras bicicletas estacionarias, también ofrecen diferentes intensidades de pedaleo, siendo el tipo de pedaleo el más difícil cuando eliges avanzar cuesta arriba o en contra de algún tipo de resistencia.

Máquinas elípticas

También conocidas como máquinas de entrenamiento cruzado, las máquinas elípticas tienen pedales también. Estos pedales imitan el movimiento de carrera deslizándose hacia atrás y hacia adelante en lugar de hacia arriba y hacia abajo, un movimiento que se coordina con unas palancas que se mueven hacia atrás y hacia adelante también. Esto permite realizar una forma muy completa de ejercicio que no solo se enfoca en los músculos de las piernas y el abdomen, sino también los músculos de la parte superior del cuerpo, especialmente los de los hombros y el abdomen. La resistencia es una función ajustable con una entrenadora elíptica, que hace que el deslizamiento sea más difícil de realizar, de acuerdo con el nivel de intensidad elegido.

Las rodillas y la bicicileta reclinada

Debido a que el asiento de la bicicleta reclinada es ajustable, puedes disminuir el impacto en las rodillas por el movimiento de deslizamiento más alejado de los pedales. Esto reduce la cantidad de precios que pones en las rodillas cuando pedaleas, debido a que las rodillas no tienen que flexionarse tan severamente. Si tiene el asiento ajustado más cercano a los pedales, esto significa que tendrá que realizar flexiones agudas de manera consistente para completar cada ciclo de pedaleo. Entre más lejos estés situado, menos impacto habrá sobre tus rodillas.

Las rodillas y las máquinas elípticas

Aunque las máquinas elípticas son consideradas dispositivos de resistencia de peso, ofrecen una forma de impacto que es amable con las rodillas y que asocia los tendones y ligamentos. Ocasionalmente, los terapeutas físicos incluso sugieren usar una máquina elíptica para ciertos ejercicios de rehabilitación debido a que el movimiento de deslizamiento que permite una elíptica no aplica presión directa en las rodillas. Además, puedes alterar la inclinación o ángulo en una elíptica para reducir aún más cualquier incomodidad causada cuando se usa una elíptica. Esta acción mejora también la estabilidad de la rodilla.

Más galerías de fotos



Escrito por rick rockwell | Traducido por reyes valdes