Los beneficios retroactivos de discapacidad del Seguro Social ¿son gravables?

Si recibes beneficios de Seguro Social por incapacidad, puedes tener algunos problemas de impuestos por resolver. El IRS (Servicio de impuestos internos) impone un gravamen sobre la renta sobre una porción de tus beneficios, que va del 0 al 85 por ciento, dependiendo de cuánto recaudas de la Seguridad Social junto con los ingresos de otras fuentes. Esto incluye cualquier nuevo pago que recibas por un reclamo por incapacidad aprobado.

Beneficios atrasados

La Administración del Seguro Social se puede tomar algún tiempo para aprobar una solicitud de incapacidad, sobre todo si el demandante tiene que apelar una negación. Para que un reclamo que ha sido aprobado, la agencia fija una "fecha de inicio" para dar inicio a la incapacidad. Los beneficios por incapacidad son pagaderos a partir de esa fecha, después de un período de espera de cinco meses a partir de la aparición. En la mayoría de los casos, esto significa que los "beneficios atrasados" retroactivos serán pagaderos al reclamante de la discapacidad. Los beneficios atrasados ​​se pagan de una sola vez después de que se apruebe la solicitud.

Presentación de informes al IRS

Si recibes beneficios de Seguro Social por incapacidad, recibirás un Formulario 1099-SSA de la agencia en el inicio del año. Este formulario divulga los beneficios mensuales, así como cualquier beneficio pagado durante el año anterior. Debes enumerar los pagos en el Formulario 1040, línea 20a, la porción tributable de los beneficios va en la línea 20b. El monto del beneficio imponible se agregará a tu ingreso bruto. A continuación, reclama deducciones, exenciones y créditos, y paga impuestos sobre el resultado, a una tasa determinada por tu nivel de ingreso neto.

Impuesto sobre beneficios

El IRS grava impuestos a una parte de tus beneficios de Seguro Social, dependiendo de la cantidad total de los ingresos que recibes, incluidas las prestaciones, y tu estado civil. Si una pareja está presentando una declaración conjunta, por ejemplo, el 85 por ciento de sus beneficios de Seguro Social, están sujetos a impuestos si los ingresos de la pareja de otras fuentes, sumado a la mitad de sus beneficios de Seguro Social, es de más de US$44.000.

Modificación de devoluciones anteriores

Si los beneficios anteriores llevan tus ingresos a un nivel en el que tu Seguro Social se vuelve imponible, puedes atribuir de nuevo beneficios a los años anteriores, y la modificación de las declaraciones correspondientes a dichos años para reducir la presión fiscal global. La Seguridad Social podrá pagar una indemnización global de US$30.000 este año, por ejemplo, en una discapacidad que comenzó hace tres años. El IRS permite que vuelvas a calcular tus impuestos para los años anteriores, pudiendo reportar un beneficio por discapacidad de US$10.000 para cada uno de los tres años de declaraciones enmendadas. Esto dará lugar a ingresos declarados inferiores, en el año en curso.

Más galerías de fotos



Escrito por tom streissguth | Traducido por vanina frickel