Beneficios que ofrece el melón amargo

Los alimentos amargos no atraen a muchas personas, pero el melón amargo es un alimento común en la cocina india. Este vegetal, también conocido como cundeamor chino, ofrece una variedad de beneficios nutricionales y medicinales. Además es una fuente ideal de varias vitaminas y es bueno para incorporar en una dieta baja en calorías. Sin embargo, consulta con tu médico antes de consumir este alimento como tratamiento para cualquier afección médica.

Apto para las dietas

El melón amargo es una buena opción para las dietas con restricción de calorías: una porción de una taza suma sólo 24 calorías a tu plan de comidas. Como acostumbrarte al sabor de este lleva tiempo, es probable que al principio no te guste comerlo sin ningún acompañamiento. Puedes incorporarlo en sopas y guisos, pero de esta forma la ingesta total de calorías será mayor. El melón amargo contiene muy poca cantidad de grasa, 0,2 g por porción.

Fuente excelente de vitamina K

Una porción de melón amargo cubre la necesidad diaria de vitamina K. Esta vitamina reduce el riesgo de sangrado excesivo y contribuye a la integridad de los huesos. El consumo de antibióticos pueden eliminar la vitamina K del cuerpo, de modo que los alimentos como el melón amargo son opciones ideales para incrementar la ingesta de esta vitamina.

Provee vitamina C

Incorporar melón amargo en tu dieta te permite incrementar el consumo de vitamina C. Una porción de esta verdura de superficie desigual y alargada contiene el 54 por ciento de la ingesta diaria recomendada de vitamina C, de modo que es una opción ideal para la salud de los vasos sanguíneos, ya que genera un efecto en la producción de colágeno. Esta vitamina es necesaria para reparar lesiones, como fracturas óseas y laceraciones de la piel. Además, como es antioxidante protege contra el daño que generan los radicales libres que desencadenan algunos tipos de cáncer y otras afecciones.

Contiene vitamina A

Una porción de melón amargo proporciona el 28 por ciento de la vitamina A que el cuerpo necesita a diario. Esta vitamina en el melón mantiene la salud de las membranas mucosas y otros tejidos blandos, y también ofrece beneficios para los ojos. Además, ayuda a prevenir la ceguera nocturna y las cataratas. Un estudio publicado en la edición de abril de 2011 de la publicación "Cochrane Database of Systematic Reviews” (Base de Datos Cochrane de Revisiones Sistemáticas) relaciona la deficiencia de vitamina A con la ceguera que provoca el sarampión, de modo que debes considerar incorporar el melón amargo en tu dieta si sufres de esta enfermedad para evitar problemas en la visión.

Beneficios para pacientes con diabetes tipo 2

Investigaciones publicadas en la edición de marzo de 2008 en la publicación “Chemistry & Biology” (Química y Biología) indican que las propiedades del melón amargo ofrecen una opción de tratamiento natural para pacientes que sufren de diabetes tipo 2. Ciertos compuestos aislados en este alimento activan una enzima, conocida como la AMPK, que ayuda a regular el metabolismo de la glucosa. Esta acción ayuda a los diabéticos, con problemas para convertir la glucosa en energía, a utilizar la insulina que producen con mayor eficacia.

Más galerías de fotos



Escrito por nicki wolf | Traducido por vanesa sedeño