Beneficios de la kombucha para la salud

El té de kombucha es originario del Este de Asia, donde se utiliza para tratar una variedad de condiciones de salud. La kombucha abrió su camino en Alemania a inicios de 1900 y se ha esparcido en la mayoría de los países. Encontrarás el té embotellado a la venta en tiendas de alimentos y en las cocinas de quienes pregonan sus beneficios para la salud. Aunque la investigación científica del té de kombucha es limitada, puede ayudar a aumentar tu inmunidad y mejorar la digestión.

Fabricación de kombucha

La kombucha se obtiene mediante la fermentación de un té negro endulzado con azúcar. Un cultivo de kombucha hecho de levaduras y bacteria, que parece como un panecillo aplastado, consume el azúcar. De acuerdo con la American Cancer Society, el té fermentado resultante contiene ácido acético, una pequeña cantidad de alcohol y una gama de probióticos o bacterias beneficiosas. Dependiendo del tiempo de fermentación, el sabor de la kombucha varía desde ligeramente dulce hasta avinagrado. Muchos productores alteran el sabor final de la bebida agregando jugos de fruta o hierbas.

Bacterias beneficiosas

Los alimentos fermentados, como la kombucha, contienen probióticos. Estos son bacterias beneficiosas vivas dentro de tu tracto digestivo. De acuerdo con Harvard Health, cerca de 100 trillones de microorganismos residen en un intestino sano. Aproximadamente existen 500 variedades diferentes de la microflora, y la mayoría son beneficiosas. Ellas te ayudan a luchar contra microorganismos dañinos y patógenos, además ayudan en la absorción de ciertos nutrientes y promueven una función inmune saludable. Los probióticos también pueden aliviar síntomas de diarrea, síndrome de intestino irritable, colitis ulcerativa y enfermedad de Crohn. Además, pueden ser útiles en problemas femeninos como las infecciones por hongos y del tracto urinario.

Salud cardiovascular

Si luchas para mantener un nivel saludable de colesterol o triglicéridos, beber té de kombucha puede ayudar. De acuerdo con un estudio publicado en la revista "BMC Complementary and Alternative Medicine, "las ratas que se alimentaron con kombucha tuvieron una absorción retardada de las lipoproteínas de baja intensidad (LDL) y los triglicéridos". Como beneficio extra, la suplementación con té de kombucha también aumentó los niveles de lipoproteínas de alta densidad (HDL). El colesterol HDL ayuda a recoger y eliminar el colesterol extra de tu sangre. Un nivel alto del mismo indica que estás en menor riesgo de padecer un ataque al corazón, de acuerdo con la American Heart Association.

Diabetes

La kombucha contiene antioxidantes del té mismo y algunos que se forman durante el proceso de fermentación. Estos antioxidantes pueden ayudar a prevenir el estrés oxidativo que ocurre como resultado de la diabetes, de acuerdo con un artículo publicado en la revista "Food and Chemical Toxicology" en julio del 2013. Como resultado, beber té de kombucha puede ayudar a prevenir o mejorar el control de la glucosa sanguínea. En el estudio, las ratas con diabetes fueron suplementadas con kombucha, que produjo efectos antidiabéticos. Sin embargo, se necesitan más investigaciones para determinar la seguridad y eficacia de que los humanos con diabetes sean tratados con kombucha.

Más galerías de fotos



Escrito por erica kannall | Traducido por arcelia gutiérrez