Beneficios de una depiladora

Las depiladoras son herramientas que remueven el vello desde la raíz. Aunque las pinzas, el azúcar, la cera y el hilo son formas de depilación, también puedes comprar aparatos depiladores que usan cabezas tipo pinzas que giran para quitar el vello. Ningún método de depilación es el mejor para todas las personas, o incluso para cada tipo de vello, pero hay varias ventajas al usar una depiladora.

Precio

Una depiladora es una compra barata, normalmente cuestan menos de US$100. Más importante, comprar una depiladora es un gasto de una vez, a diferencia de comprar un equipo de afeitar, o productos de cera y azúcar.

No es desastrosa

Usar una depiladora no es un proceso desastroso. Aunque algunas depiladoras pueden usarse en la ducha, una depiladora no requiere agua o crema para afeitar, y no quedan residuos en la piel al terminar.

Comodidad

Las depiladoras están diseñadas para el uso en el hogar, y no requieren ir al salón. Son lo suficientemente pequeñas para llevarlas en un maletín y llevarla a tus viajes. Pueden usarse en las piernas, brazos, axilas y el área del bikini, aunque las depiladoras especiales pueden dar mejores resultados en las axilas y el área del bikini.

Resultados duraderos

Ya que las depiladoras remueven el vello desde la raíz, los resultados duran más que el afeitado. Puede tomar hasta dos semanas o más para que el vello vuelva a crecer significativamente y necesitar otra pasada. Adicionalmente, las depiladoras pueden remover los vellos más cortos a diferencia de otros métodos de depilación; si te depilas con cera, por ejemplo, el vello debe alcanzar cierta longitud antes de que pueda ser removido. Con el uso continuo de una depiladora, los folículos capilares se dañan, llevando a que el vello crezca más fino; en algunos casos, lleva a la muerte de los folículos capilares, lo que hará que no tengas más vello.

Más galerías de fotos



Escrito por stephanie crumley hill | Traducido por yolanda adriana paulín vázquez