Beneficios del yogur griego

Si estás buscando una versión más espesa y más cremosa de tu yogur común, prueba el yogur griego, que viene en sabor natural o en distintos gustos. Lo puedes comer como un refrigerio o incorporarlo a recetas, postres y licuados. Comer yogur griego tiene sus beneficios, y al compararlo con el yogur común verás cuál es mejor para tus necesidades dietarias. Éste tiene muchos beneficios además de un sabor que te hará sentir pleno y satisfecho.

Proteína

El yogur griego puede tener el doble de proteína que el yogur común. La proteína adicional te hará sentir pleno y te dejará satisfecho. Los yogures griegos que se venden en los supermercados tienen casi el doble de contenido de proteínas que las marcas de los yogures comunes. Una taza de yogur natural convencional descremado por lo general contiene de 5 a 10 gramos de proteína, mientras que el yogur griego tiene un promedio de 13 a 20 gramos.

Sodio

La sal es una importante señal de alarma a tener en cuenta, y muchos consumidores buscan productos que tengan bajo contenido de ese ingrediente. Según la USDA, el yogur griego tiene un 50 por ciento menos de sodio. Además, aunque tenga ese contenido menor, su sabor sigue siendo sabroso.

Bajos hidratos de carbono

Si te estás cuidando en cuanto a cuántos hidratos de carbonos ingieres o tienes una sensibilidad a éstos, como la diabetes, entonces el yogur griego es para ti. Los yogures normales tienen de 15 a 17 gramos de hidratos de carbono por taza, mientras que el yogur griego ronda los 9 gramos.

Fácil de digerir

Puesto que el yogur griego contiene menos hidratos de carbono que el yogur común, también tiene menos lactosa, el azúcar de los productos lácteos que a veces causa molestias estomacales. Esto es especialmente útil para las personas con intolerancia a la lactosa.

Versatilidad

El yogur griego se puede usar en muchos platos tanto salados como dulces. Debido a su espesa textura y fuerte sabor, muchas personas lo utilizan como sustituto de la leche, la crema agria e incluso como un ingrediente para hornear.

Textura

El yogur griego tiene una consistencia suave, densa y espesa. Parte de lo que diferencia al yogur griego del yogur común es que se lo cuela para quitarle el suero. Cuando se le quita el suero, también se le remueve el agua, creando un producto más substancioso. Por eso es que el yogur griego es tan popular al dejar satisfecho a quien comió algo cremoso y suave.

Probióticos

El yogur griego y otros alimentos fermentados, como el suero de la manteca y el chucrut, contienen probióticos, microorganismos vivos. Este microbio bacteria puede ayudar a mejorar la función digestiva y el sistema inmune y también ayudar a reducir los efectos secundarios de los tratamientos antibióticos, explica la California Dairy Research Foundation.

Más galerías de fotos



Escrito por ashley schwader | Traducido por irene cudich