Beneficios del voluntariado adolescente

El servicio voluntario ha sido parte del currículum de muchas escuelas durante muchos años, y está creciendo en popularidad como una forma activa de involucrar a los adolescentes en sus comunidades. La misma teoría está en función en las cortes municipales y juveniles, donde los jueces y los adolescentes infractores resuelven a favor del servicio comunitario como una disposición más atractiva que una multa que, típicamente al final, los padres acaban pagando.

Fuera de la calle

El joven que se la pasa en la esquina de una calle, en un centro comercial suburbano o frente a un monitor jugando videojuegos, aprende sobre un mundo más amplio en el servicio comunitario, y eso lo puede hacer sentir mejor acerca de sí mismo por participar en ese mundo. Una vez involucrados en actividades voluntarias, los adolescentes hacen nuevos amigos y tienen experiencias que pueden afectar positivamente su conducta en el salón de clases y sobre todo disminuir las conductas riesgosas. La actividad voluntaria también anima el interés en la variedad de elecciones positivas que pueden hacer como jóvenes adultos.

Relaciona a otros

Las actividades voluntarias regulares en los bancos de comida, festivales de la comunidad o bibliotecas, desconecta a los chicos de actividades pasivas y los conecta con la gente y eventos más allá de su propia experiencia. El voluntariado proporciona la perspectiva que, sin importar que tan excepcional los adolescentes crean que su vida podría ser, aprenderán que el mundo también consiste de gente más pobre, más rica, más educada o menos dotada intelectualmente que ellos; y que esa otra gente tiene los mismos sentimientos que ellos tienen. Una mayor conciencia por los otros y una perspectiva incrementada ayuda a los adolescentes a encontrar formas de ser miembros productivos de la comunidad.

Vínculo con los ancianos

La actividades voluntarias en los centros de adultos mayores, programas de divulgación de la iglesia o centros de atención, exponen a los chicos a ricas fuentes de habilidad y experiencia poseídas por gente que ha alcanzado sus años dorados. Cuando los parientes ancianos permanecían como parte de una familia extensa, su riqueza de conocimientos estaba disponible para las generaciones que le sucedían, pero con un incremento en la movilidad de la población, los ancianos se encuentran cada vez más aislados en sus casas o en comunidades para adultos mayores. Los jóvenes pueden proporcionar espaldas fuertes para rastrillar hojas y palear nieve, y si ellos tienen el tiempo, pueden ser llevados hacia la fascinación y lecciones de historia oral.

Exploración de carreras

Los adolescentes que participan y ayudan en programas de recreación o literatura, refugios animales o en cabinas de información turística, aprenden mediante su desempeño, habilidades que podrían ser útiles cuando alcancen la edad adulta. El voluntariado ayuda a los chicos a desarrollar la autoconfianza y realizar actividades reales a un nivel de entrada. Parecido a lo que hacen las insignias que se otorgan a los exploradores, el voluntariado puede ayudar a los jóvenes como una muestra de primera mano de un amplio rango de elecciones vocacionales.

Paga una deuda

Los voluntarios de servicio comunitario a menudo descubren que sus esfuerzos están "pagando por adelantado", para regresar un bien a la comunidad que proporciona los servicios y oportunidades en sus vidas. Una de las razones por la que los jueces podrían preferir dar a los jóvenes infractores sentencias de servicio comunitario, es que puede ser una experiencia "restauradora". Los jóvenes son retados a corregir el daño que han provocado al tejido social en el que viven, y los miembros de la comunidad son retados a repensar sus opiniones sobre un ofensor que participa en un servicio voluntario constructivo.

Más galerías de fotos



Escrito por laura reynolds | Traducido por jorge de leon polanco