Beneficios del vino tinto para las mujeres

El vino tinto durante mucho tiempo ha sido un producto alimenticio común en las culturas europeas y mediterráneas, y tiene varios beneficios para la salud, algunos de los cuales son específicamente beneficiosos para las mujeres. Si bien esto puede parecer una buena razón para disfrutar de una copa después de un largo día o cuando sales con amigos, todavía se recomienda el consumo moderado de alcohol, ya que los beneficios del vino tinto no son mayores que los peligros del consumo elevado de alcohol.

Los flavonoides y antioxidantes


También aumentan las capacidades antioxidantes de la vitamina C, la cual ayuda a fortalecer el sistema inmunológico.

El vino tinto contiene flavonoides, que tienen una serie de beneficios potenciales para la salud. Los flavonoides son un tipo de pigmento encontrado en las plantas y son un antioxidante bien conocido. Como antioxidante, los flavonoides protegen tus células del daño causado por los radicales libres. Los flavonoides contribuyen con la reducción de la inflamación, así como la protección de la estructura celular. También aumentan las capacidades antioxidantes de la vitamina C, la cual ayuda a fortalecer el sistema inmunológico.

Beneficios en la salud cardiaca


Como consecuencia de sus capacidades antioxidantes, los flavonoides del vino tinto pueden ayudar con la reducción de la probabilidad de enfermedades del corazón, siempre y cuando se consume con moderación.

Como consecuencia de sus capacidades antioxidantes, los flavonoides del vino tinto pueden ayudar con la reducción de la probabilidad de enfermedades del corazón, siempre y cuando se consume con moderación. El Hospital de Yale-New Haven encontró que los flavonoides del vino tinto disminuyen el colesterol malo, también conocido como lipoproteína de baja densidad, a la vez que aumenta el colesterol bueno, conocido como lipoproteínas de alta densidad. Por otra parte, los flavonoides en el vino tinto pueden ayudar a reducir la posibilidad de formación de coágulos sanguíneos.

Inflamación y cáncer


El resveratrol, un antioxidante encontrado en la piel de las uvas rojas, y por lo tanto transferido al vino tinto durante su producción, puede ayudar con el control de la inflamación.

El resveratrol, un antioxidante encontrado en la piel de las uvas rojas, y por lo tanto transferido al vino tinto durante su producción, puede ayudar con el control de la inflamación. De acuerdo con el Instituto Linus Paulin, el resveratrol también ha sido demostrado para ayudar a reducir o inhibir el crecimiento del cáncer en animales y cultivos. Sin embargo, los estudios en humanos todavía deben llevarse a cabo y no han sido concluyentes. Del mismo modo, el resveratrol ha aumentado la esperanza de vida de algunos sujetos de prueba, incluyendo gusanos, ratones y peces. No está claro si un efecto similar puede ser demostrado para los seres humanos.

Cantidades y consumo


Una sola ración de vino tinto mide 4 oz.

Una sola ración de vino tinto mide 4 onzas. El Hospital Yale-New Haven recomienda un máximo de una porción por día para las mujeres y una a dos porciones por día para los hombres con el fin de recibir los beneficios del vino tinto. Los peligros del abuso de la bebida o el consumo excesivo de alcohol son mayores que los beneficios potenciales para la salud, por lo tanto se recomienda el consumo de modo moderado y cuidadoso. Beber más de tres porciones por día aumenta la probabilidad de grasa en tu torrente sanguíneo. Con el tiempo, esto puede dañar el sistema nervioso, el hígado y el páncreas.

Más galerías de fotos



Escrito por bethany lalonde | Traducido por gonzalo cerda