Beneficios del té de lapacho

El lapacho, también conocido como Pau d'Arco, es un árbol perennifolio nativo de América del Sur. La corteza interna y la madera del árbol ha sido utilizada medicinalmente durante siglos y actualmente se secan y se venden como té para tratar varios problemas de salud. Al igual que con cualquier otro producto herbal, consulta con un profesional de la salud antes de intentar automedicarte con lapacho.

Ingredientes activos

Se cree que los constituyentes activos del lapacho son dos compuestos, el lapachol y el beta-lapachol, como también sus derivados. Estos precen tener actividad antiinflamatoria, antimalárica e inmunomoduladora. University of Maryland Medical Center informa que los análisis de laboratorio sugieren que también tienen propiedades antimicrobianas y que por ello pueden ayudar a matar bacterias, hongos, virus y parásitos. El té de lapacho también demostró tener actividad antioxidante y puede ayudar a evitar el daño producido por las radicales libres a tus células y ADN.

Usos

Según “Natural Medicines Comprehensive Database", la medicina alternativa usa el té de lapacho como "tónico y constructor de sangre" para la salud general. La gente lo usa también para ayudar a tratar cáncer, diabetes, alergias, gastritis, problemas hepáticos, asma, bronquitis, cistitis, hernias, fiebre, verrugas y tos del fumador. El lapacho se usa además para ayudar a reducir el dolor y tratar problemas inflamatorios como la enfermedad inflamatoria intestinal, la artritis, la prostatitis y el reumatismo. Además, se cree que el té promueve la sanación de forúnculos, úlceras y otras heridas. Estos usos se basan ampliamente en informes anecdóticos y uso histórico y no en evidencia científica sólida.

Infecciones

Debido a sus propiedades antimicrobianas, el té de lapacho es utilizado en la medicina alternativa para tratar varias infecciones, como la candidiasis, la diarrea infecciosa, las infecciones urinarias, el virus del herpes simple, infecciones parasitarias como la esquistosomiasis y dermatofitosis; gonorrea, sífilis y brucelosis. Además, la gente bebe té de lapacho para ayudar a tratar infecciones respiratorias virales incluyendo resfríos, gripes y gripe porcina. Se precisan más investigaciones para confirmar la eficacia de este té, sin embargo.

Precauciones

Cuando es consumido en dosis recomendadas, el té de lapacho no suele producir efectos secundarios, pero se han informado casos de anemia, náuseas, diarrea y mareos. Cantidades excesivas de té, excediendo 1.5 g de corteza y madera por día, pueden causar sangrado y vómitos. El lapacho puede tener propiedades anticoagulantes y por ello puede tener un efecto aditivo con los medicamentos anticoagulantes e incrementar el riesgo de sangrados. También puede incrementar el riesgo de hemorragias después de una cirugía y “Natural Medicines Comprehensive Database” recomienda dejar de consumirlo dos semanas antes de una intervención quirúrgica. Finalmente, no hay suficiente evidencias confiables sobre la seguridad del té de lapacho para mujeres embarazadas, quienes deberían beberlo solo bajo recomendación de un profesional de la salud cualificado.

Más galerías de fotos



Escrito por megan ashton | Traducido por mariana palma