Los beneficios del cardo mariano en la lucha contra el peso

El cardo mariano (Silybum marianum) se ha usado como hierba medicinal durante más de 2.000 años. Según se informa, esta planta contiene potentes antioxidantes que ayudan a limpiar y a reparar el hígado. De acuerdo con Brenda Watson, autora de "The detox strategy" ("La estrategia de la desintoxicación"), el cardo mariano es capaz de mejorar las capacidades naturales de desintoxicación de tu cuerpo, lo que ayuda a promover la pérdida de peso. No obstante, debes consultar a un médico antes de tomar un suplemento de cardo mariano; especialmente, si padeces alguna condición médica.

Desintoxicación y pérdida de peso

Tu cuerpo está constantemente bajo asalto de las toxinas, que atacan a través del aire que respiras, los alimentos que consumes o las enfermedades que te aquejan. Cuando el cuerpo no puede eliminar las toxinas correctamente, éstas se acumulan, perturbando las funciones vitales como la digestión y el metabolismo. Las toxinas, de hecho, pueden reducir la capacidad de quema de grasa hasta en un 20 por ciento, señala Watson. Al mejorar la eliminación de toxinas a través de la desintoxicación natural y del uso de hierbas como el cardo mariano, puedes restaurar tu metabolismo e incrementar la pérdida de grasa.

Los ingredientes activos del cardo mariano

Los tres ingredientes activos del cardo mariano son flavonoides antioxidantes que se conocen colectivamente como silimarina. Estas sustancias protegen el hígado -el principal órgano de desintoxicación de tu cuerpo- de varias maneras: evitan los radicales libres que dañan sus células, inhiben las toxinas que tratan de adherirse a ellas y permiten que al sufrir daño, el tejido pueda regenerarse con mayor rapidez. Al mantener tu hígado sano, el cardo mariano estimula tus capacidades naturales de desintoxicación, que a su vez pueden mejorar la pérdida de peso.

El cardo mariano y el control de la glucosa en sangre

La silimarina también puede ayudarte a reducir rápidamente los niveles de glucosa en sangre, según lo afirma un estudio publicado en la revista "Phytotherapy Research" en el año 2006. Al disminuir los niveles de glucosa en sangre, la silimarina también puede mantener estables los niveles de insulina. Piensa en que los altos niveles de insulina pueden estimular el almacenamiento de grasa en tu cuerpo. Los flavonoides permiten además mantener a raya los niveles de colesterol y triglicéridos, los cuales a menudo son elevados en las personas que tienen sobrepeso u obesidad. Las acumulaciones de estas grasas en la sangre, también pueden aumentar tu riesgo de sufrir enfermedades cardíacas.

Dosis recomendada

Elige suplementos de cardo mariano que contengan una dosis estándar que vaya del 70 al 80 por ciento de silimarina, aconseja Leslie Beck, autora de "The complete A-Z nutrition encyclopedia" ("La enciclopedia completa de la nutrición de la A a la Z"). Tu médico de familia o un naturópata puede recomendarte una dosis apropiada que puedas tomar, especialmente si tienes una condición médica o si estás embarazada o amamantando. De lo contrario, sigue las instrucciones de la etiqueta del suplemento.

Efectos secundarios y consideraciones

Generalmente, el cardo mariano es bien tolerado por el organismo, pero lo mejor es que no intentes tomarlo si eres alérgico a cualquier miembro de la familia de las asteráceas o compuestas (compositae), que incluyen a las ambrosías y las margaritas. Además, no debes tomarlo si has tenido un cáncer de origen hormonal. El cardo mariano llega a hacer que los anticonceptivos orales sean menos eficaces y también puede interactuar con otros medicamentos tales como los antipsicóticos y los anticonvulsionantes.

Más galerías de fotos



Escrito por kay uzoma | Traducido por pei pei