Beneficios del aceite de salmón

El pescado constituye una parte importante de una dieta saludable para el corazón, gracias en parte a su contenido de aceite beneficioso. Si estás teniendo dificultades para ajustar el pescado en tu dieta, tomar un suplemento de aceite de pescado como el aceite de salmón, puede ayudarte a obtener algunos de los beneficios del pescado. El aceite de salmón sirve como una excelente fuente de ácidos grasos omega-3, ya que cada cucharada contiene 1,8 gramos de ácido graso omega-3 EPA o ácido eicosapentaenoico y 2,5 gramos de DHA, o ácido docosahexaenoico -y estas grasas son responsables de muchos de sus beneficios para la salud.

Beneficios cardiovasculares

Los ácidos grasos omega-3 encontrados en el aceite de salmón benefician tu salud cardiovascular. Ayudan a combatir la inflamación mediante la supresión de la actividad de un gen pro-inflamatorio, llamado NFkB. Esto promueve la salud cardiovascular, debido a que la inflamación aumenta el riesgo de enfermedades del corazón. El consumo de DHA y EPA también va a disminuir tus niveles de triglicéridos en la sangre, la lucha contra los triglicéridos altos que contribuyen a las enfermedades cardiovasculares, así como a promover la función de los vasos sanguíneos saludables y disminuir la presión arterial. En general, esto significa que consumir más de los ácidos grasos omega-3 que se encuentran en el aceite de salmón reduce el riesgo de ataque cardíaco y enfermedad coronaria.

Otros beneficios de los omega 3

Debido a su papel en la inflamación, los omega-3 ayudan a controlar los síntomas de la artritis reumatoide, indica la University of Maryland Medical Center. El DHA en el aceite de salmón también forma parte de las membranas celulares del cerebro, y el mantenimiento de los niveles de DHA saludables podría afectar a la comunicación de las células cerebrales. Tomar aceite de salmón en combinación con antidepresivos también podría ayudar a tratar la depresión, aunque el UMMC explica que aún no está claro qué tan bien funciona.

No hay riesgos en la toxicidad de la vitamina A

El aceite de salmón ofrece una alternativa segura a otros aceites de pescado, como el aceite de hígado de bacalao, ya que no contiene vitamina A. El aceite de hígado de bacalao es muy rico en vitamina A, y cada cucharada contiene más que el máximo diario de ingesta segura de vitamina A. Como resultado, confiar en el aceite de hígado de bacalao como fuente diaria de ácidos grasos omega-3 puede causar toxicidad de vitamina A accidental -una condición que afecta negativamente a la piel, causa dolor en las articulaciones e incluso puede poner en estado de coma. Debido a que el aceite de salmón no contiene vitamina A, se puede tomar diariamente sin correr el riesgo de una sobredosis de la misma.

Riesgos y consideraciones

Aunque el aceite de salmón ofrece una alternativa segura a otros aceites de pescado, tienen la posibilidad de efectos secundarios. Consumir demasiados ácidos grasos omega-3 puede licuar la sangre y aumentar el riesgo de sangrado excesivo, especialmente si también estás tomando medicamentos anticoagulantes. Los omega-3 en el aceite de salmón también pueden afectar tus niveles de azúcar en la sangre e interactuar con los medicamentos para la diabetes diseñados para reducir el azúcar en la sangre. El aceite de salmón también puede contener toxinas ambientales, como se discutió en un estudio publicado en el "Journal of Automated Methods and Management in Chemistry" en 2005. Los investigadores estudiaron los niveles de mercurio de varios suplementos dietéticos y encontraron que el aceite de salmón tenía el más alto contenido de mercurio. Habla con tu médico acerca de si necesitas tomar aceite de salmón, y pídele que te recomiende un suplemento seguro y una dosis apropiada.

Más galerías de fotos



Escrito por sylvie tremblay, msc | Traducido por susana lópez millot