Beneficios de la aromaterapia con menta

El aceite esencial de menta (peppermint) es comúnmente usado por los aromaterapeutas debido a sus propiedades estimulantes y vigorizantes. La planta de la menta en realidad es un híbrido de la menta acuática y la hierbabuena. El aceite esencial se produce al extraer el aceite de la planta entera mediante un proceso de destilación con vapor. La planta es originaria del Mediterráneo pero actualmente se cultiva en otras partes del mundo. El aceite de menta ha sido usado para fines medicinales desde los tiempos del antiguo Egipto.

Refrescante

De acuerdo con Ingrid Martin en su libro "Aromatherapy for Massage Practitioners" (La aromaterapia para los practicantes del masaje), el aceite de menta tiene una característica refrescante y anestésica debido a su alto contenido de mentol. Puede hacer que tu piel sienta frío o fresco cuando se aplica durante el masaje. Puedes usar el aceite de menta en un baño para pies con el fin de aliviar el cansancio o el dolor, o usarlo para tratar quemaduras solares e inflamación de la piel. Martin señala que debido a sus propiedades refrescantes, aplicar un poco de aceite de menta sin diluir directamente en tus sienes cuando tienes jaqueca puede brindar un alivio inmediato.

Antiespasmódico

El aceite esencial de menta tiene propiedades antiespasmódicas naturales. Es efectivo para tratar un amplio rango de problemas digestivos, como aliviar el síndrome de intestino irritable, calambres o espasmos y dolores estomacales. De acuerdo con Martin, el aceite de menta tiene un efecto antiespasmódico en la musculatura lisa, por lo que también es útil para tratar espasmos bronquiales y tos. También puedes usarlo para aliviar las náuseas y el estreñimiento.

Estimulante

El aceite de menta es un estimulante natural que puede aumentar tu capacidad para concentrarte durante lapsos de fatiga mental o estrés. Inhalar el aroma del aceite de menta puede ayudarte a aliviar el desfase horario al viajar en avión y aumentar tus niveles de energía. De acuerdo con Janice Cox, en su libro "Natural Beauty at Home" (Belleza natural en casa), el aceite de menta puede darte energía adicional en la mañana. Puedes hacer un enjuage coporal energizante para usarlo en la ducha agregando tres gotas de aceite de menta y el jugo de un limón a dos tazas de agua mineral o carbonatada. Aplica esta mezcla a tu cuerpo mediante una esponja para obtener una sensación de energía y vigor cuando tomes la ducha matutina. Enjuágate con agua y sécate con palmadas pequeñas.

Reanimador

Los estudios del Sense of Smell Institue (Instituto del Sentido del Olfato) confirman que el aceite de menta tiene propiedades que reaniman, las cuales lo vuelven útil para aliviar síntomas de ansiedad y depresión. Te puede ayudar a mejorar tu estado de ánimo y aliviar sensaciones de tristeza, así como aumentar el rendimiento mental y los sentimientos de felicidad. Debido a estos efectos, puedes usar el aceite de menta para reducir el estrés, el cansancio y la irritabilidad. Aplica algunas gotas en tus sienes para inhalar el aroma calmante o quema el aceite en un quemador de aromaterapia para producir un estado de ánimo elevado.

Más galerías de fotos



Escrito por ashley miller | Traducido por alejandro cardiel