Bello en las axilas en niñas

La experiencia de la pubertad es única para cada niña, donde cada joven alcanza distintas etapas en edades diferentes. Con la aparición del vello en las axilas, puedes estar seguro de que comienzan a producirse grandes cambios y la madurez física se acerca. Conocer los tiempos y secuencia de los cambios físicos te permitirá acompañar a tu hija a través de la pubertad.

Oportunidad

El inicio de la pubertad puede comenzar en cualquier momento entre los 8 y 13 años de edad, de acuerdo con la Palo Alto Medical Foundation. La maduración física generalmente se presenta en una secuencia, y todo el proceso puede tardar hasta seis años. Generalmente, el vello axilar aparece alrededor de dos años después de la aparición del vello púbico, dice Palo Alto.

Los primero vellos aparecen

Inicialmente, el pelo de las axilas parecerá suave y fino, pero con el tiempo, la textura y el peso del vello de las axilas se volverá más grueso y áspero. El color del vello en las axilas puede coincidir con el color del pelo en la cabeza y el cuerpo de una chica o podría ser más oscuro o más claro, según el sitio web PBSKids. La diferencia de color puede parecer extraña, pero esto puede ser completamente normal.

Y luego se va

En algún momento, tu hija querrá eliminar el vello de las axilas debido a las normas sociales. Cuando sientas que tu hija está lista para afeitarse el vello de las axilas, el sitio web de la American Academy of Pediatrics’ HealthyChildren recomienda la depilación únicamente con afeitadora eléctrica, por seguridad. Durante las primeras veces que tu hija se afeite, supervisa y comparte ese proceso para brindarle ayuda y apoyo. Puedes mostrarle cómo te afeitas tus propias axilas, si te sientes cómoda haciéndolo.

Antes de tiempo

De vez en cuando, una niña puede experimentar una pubertad precoz, lo que implica un inicio temprano de la maduración física. La pubertad precoz consiste en la aparición de cambios físicos en las niñas antes de los 7 u 8 años, según el sitio web KidsHealth. Si notas algún signo de la pubertad, como el crecimiento del vello en las axilas u otros signos, y tu hija es menor de 7 años, consulta con el pediatra para recibir alguna orientación. Tu niña puede necesitar ser examinada y recibir el tratamiento de un endocrinólogo para detener o revertir el crecimiento físico. Los efectos a largo plazo de la pubertad precoz pueden crear problemas tanto físicos como emocionales. Un niño puede llegar a la edad adulta sin crecer a la altura total de un adulto debido a la madurez temprana. Emocionalmente, un niño también puede sufrir a causa de la vergüenza y las dificultades sociales.

Más galerías de fotos



Escrito por kathryn hatter | Traducido por eliana belen doria