Bebidas energéticas para diabéticos

Uno de cada cinco dólares gastados en los refrescos se utilizan para comprar una bebida energética, según el sitio web Market Research World. Para un rápido impulso de los niveles de energía, estas bebidas son muy atractivas para la gente con exceso de trabajo y cansancio. Como una persona con alto nivel de azúcar en la sangre, puedes preguntarte si estas bebidas son seguras para ti. Aunque no hay una bebida energética diabética en particular, la mayoría de las marcas de bebidas energéticas ofrecen una versión sin azúcar, pero pueden no ser la mejor opción.

Bebidas energéticas


Las bebidas energéticas han existido desde el siglo 20, diseñadas para mejorar la salud y la vitalidad.

Las bebidas energéticas han existido desde el siglo 20, diseñadas para mejorar la salud y la vitalidad. En la década de 1960, los japoneses diseñaron una bebida llamada Lipovitan, que contenía el aminoácido taurina -uno de los principales ingredientes de las bebidas energéticas de hoy- para ayudar a los empleados a trabajar durante toda la noche. En 1985, Jolt Cola se introdujo como una bebida de energética de alta concentración de cafeína. Poco después, un empresario austriaco combinó los dos ingredientes para crear Red Bull. La mayoría de las bebidas energéticas que se ven en los estantes de hoy contienen cafeína o un derivado de cafeína, taurina y una mezcla de vitaminas B para promover la energía. Sin embargo, ni la taurina ni la vitamina B dan energía a tu cuerpo, de acuerdo con un informe de la University of Florida. Los verdaderos impulsores de la energía en estas bebidas energéticas provienen de la cafeína y el azúcar.

Diabetes y bebidas energéticas


Las bebidas energéticas elevan la presión arterial y la frecuencia cardíaca.

Las bebidas energéticas pueden no ser la opción más saludable para ayudar a aumentar la energía, dice la American Diabetes Association. Las bebidas energéticas elevan la presión arterial y la frecuencia cardíaca. Si tienes niveles altos de azúcar en la sangre, ya tienes un mayor riesgo de desarrollar enfermedades del corazón y no es necesario agravar ese riesgo mediante la adición de una bebida energética. Además, estas bebidas también pueden causar insomnio, inquietud, deshidratación, irritabilidad y mareos. Las bebidas energéticas no son recomendables para las personas con diabetes a menos que recibas el visto bueno de tu médico.

Bebidas energéticas para diabéticos


La mayoría de las empresas de bebidas energéticas ofrecen una versión sin azúcar de sus bebidas.

Beber una bebida regular de energía aumentará rápidamente tus niveles de azúcar en la sangre y te dará un azúcar alto, de acuerdo con la Washington State University. Tus niveles de azúcar en la sangre después caerán rápidamente, lo que provocará azúcar bajo en la sangre y también apetito. Este ciclo puede conducir a atracones y aumento de peso. Si tu médico te dice que puedes beber bebidas energéticas, lo mejor es elegir las variedades sin azúcar para limitar la ingesta de azúcares añadidos y prevenir el aumento de peso. La mayoría de las empresas de bebidas energéticas ofrecen una versión sin azúcar de sus bebidas. Estas bebidas contienen de 3 a 10 calorías por porción, y de 0 a 3 gramos de hidratos de carbono. Los sustitutos del azúcar, incluyendo la sucralosa -también conocida como Splenda- y acesulfame K se utilizan para endulzar las bebidas y limitar las calorías y los carbohidratos. Estas bebidas contienen todavía cafeína y vitaminas que aumentan la energía.

Consideraciones

Si bien estas bebidas energéticas pueden parecer una manera fácil de afrontar tu día, tienen consecuencias para la salud. Si estás buscando una manera de aumentar tu energía sin causar daño, echa un vistazo a tu dieta. Comer una dieta equilibrada que suministre una dosis constante de hidratos de carbono, proteínas y grasas también puede ayudar a mantener tus niveles de energía. El ejercicio y la actividad regular también ayudan a darte un impulso.

Más galerías de fotos



Escrito por jill corleone, rdn, ld | Traducido por luciano ariel castro