Cómo ayudar a un recién nacido con gases

Los bebés recién nacidos pueden tener gases por varias razones; tu bebé puede tragar aire cuando come, llora o succiona el chupete, o los gases pueden aparecer por sensibilidad a la leche o a los alimentos. El acumulamiento de gases puede causar dolor y malestar si quedan atrapados en el tracto gastrointestinal del bebé. Los gases también lo pueden hacer llorar, estar inquieto, no dormir bien y dejar de comer. Puedes ayudarlo a reducir la acumulación de gases o a eliminarlos siguiendo algunos pasos.

Nivel de dificultad:
Moderado

Instrucciones

  1. Hazlo eructar mientras come. Esto lo ayudará a expeler el aire que trague. Los bebés pueden tragar aire al tomar el pecho o el biberón. La American Academy of Pediatrics recomienda hacer eructar al bebé luego de cada 2 o 3 onzas líquidas, si le das el biberón, o cuando cambies de pecho, si lo amamantas. También se lo debería hacer eructar luego de haberle dado de comer.

  2. Usa un biberón especial desarrollado para reducir la cantidad de aire que traga el bebé. Es común que los bebés traguen aire al tomar el biberón, por lo que existen tecnologías que reducen la ingesta de aire para subsanar este problema.

  3. Usa un biberón que esté hecho para recién nacidos y limite la cantidad de leche que pasa por la tetina. Las tetinas que permiten que pase demasiado flujo de leche hacen que el bebé trague más aire. Prueba diferentes biberones y tetinas para encontrar la mejor para tu bebé.

  4. Evita consumir cafeína y demás alimentos a los que tu bebé pueda ser sensible si lo amamantas. La sensibilidad a los alimentos puede causar gases. La American Academy of Pediatrics afirma que te puedes dar cuenta si tu bebé es sensible a ciertos alimentos evitando consumirlos por una semana y controlando cualquier tipo de mejora en relación a su problema.

  5. No le des leche de vaca. Los bebés no pueden digerir esta leche, por lo que les causa gases y otros problemas gastrointestinales. A los bebés menores de un año no se les debe dar leche de vaca, según la American Academy of Pediatrics.

  6. Calma a tu bebé cuando llore para limitar la cantidad de aire que traga. Tranquilízalo sosteniéndolo en brazos o meciéndolo. También puedes ayudarlo a que se tranquilice envolviéndolo con una manta. Esto ayuda a los bebés a sentirse seguros.

  7. Masajea la panza de tu bebé y haz movimientos de bicicleta con sus piernas.Esto puede ayudarlo a que elimine los gases.

  8. Dale gotas de simeticona antes de la comida. La simeticona ayuda a disolver las burbujas de gas, a eliminarlas y a aliviar el dolor asociado con los gases. Consulta con tu pediatra sobre la dosis adecuada para tu bebé recién nacido.

  9. Sostén al bebé de forma que quede apoyado sobre su panza y mécelo mientras lo llevas en brazos. Esto lo ayudará a calmarse y a eliminar los gases. No obstante, no deberías dejar que duerma sobre su panza. La American Academy of Pediatrics informa que esto está asociado con el síndrome de muerte súbita en infantes.

Más galerías de fotos



Escrito por maria hoven | Traducido por noelia menéndez