Cómo ayudar a mi hija a reconocer el abuso verbal

Reconocer el abuso verbal es a veces difícil, sobre todo para una persona joven. Los niños de todas las edades pueden sentir que estos comportamientos son simplemente bromas y de poca importancia. Si crees que su hija está siendo agredida verbalmente, es vital que tú le enseñes a reconocer los signos de abuso y proporcionarle maneras de lidiar con él. El abuso puede estar presente en las relaciones con amigos, compañeros de clase, compañeros de trabajo o incluso adultos, como un entrenador de la escuela, un pariente o un maestro de ballet.

¿Qué es el abuso verbal?


Las personas verbalmente abusivas reprimen y degradan a otros con sus palabras.

Las personas verbalmente abusivas reprimen y degradan a otros con sus palabras. También pueden aparecer como amenazantes y combativos. Explícale a tu hija que esto no es una forma saludable y positiva de comunicarse y que el abuso verbal puede ser tan perjudicial como el abuso físico, sexual o emocional.

Razones por las cuales las personas son verbalmente abusivas


Siéntate calmadamente con tu hija y explícale por qué algunas personas son verbalmente abusivas.

Siéntate calmadamente con tu hija y explícale por qué algunas personas son verbalmente abusivas. Dile que una de las razones principales es que la persona puede necesitar sentirse en control de otra persona. Otra razón común es que la persona abusiva puede carecer de las habilidades de resolución de problemas para hacer frente a las frustraciones de la vida, los conflictos y tristezas

Cómo reconocer las señales


Las palabras verbalmente abusivas dañan a la gente. Señala a tu hija que incluso el lenguaje oído por casualidad puede ser tan poderoso.

Las palabras verbalmente abusivas dañan a la gente. Señala a tu hija que incluso el lenguaje oído por casualidad puede ser tan poderoso. Los insultos es uno de los signos más reconocibles de abuso verbal, pero asoma su fea cabeza de muchas otras maneras. Tratar de intimidar a alguien al gritarle o maldecirlo, haciendo que la persona se sienta avergonzada o amenazándola de dañarse a sí mismo o a ella son formas que los abusadores verbales usan para sentirse poderosos. Explícale que otra manera se puede reconocer este tipo de abuso es observar si los individuos siempre le echan la culpa a los demás en lugar que a sí mismo. Si siente constantemente que su opinión no importa cuando esta alrededor de esa persona, o que sus acciones no tienen ningún valor, lo más probable es que ella es una víctima de abuso verbal. Haz hincapié en que ella tiene el derecho a ser tratada con respeto en todas sus relaciones, ya sea con un amigo en la escuela, con un compañero de trabajo, o dentro de una relación amorosa.

La diferencia entre la burla y el abuso verbal


Los niños de todas las edades e incluso los adultos, a veces se burlan entre sí cariñosamente.

Los niños de todas las edades e incluso los adultos, a veces se burlan entre sí cariñosamente. Sin embargo, hay una diferencia significativa entre la burla cariñosa y el abuso verbal. Explícale a tu hija que si la burla es a costa de ella, lastima sus sentimientos o que implique temas sensibles o dolorosos, eso es abuso verbal.

Maneras de poner límites


Explica que las personas que son objeto de abuso verbal a menudo sienten que no tienen voz y su autoestima sufre mucho.

Explica que las personas que son objeto de abuso verbal a menudo sienten que no tienen voz y su autoestima sufre mucho. Con el tiempo se sienten como si no tuvieran ningún valor propio. Enséñale a tu hija a expresar sus sentimientos con el abusador y decirle directamente que tales palabras la hirieron. Explícale que debe establecer límites para protegerse frente a nuevos abusos. Enséñale a alejarse cuando alguien está siendo verbalmente abusivo, lo que le quita la sensación de control del abusador. Anímale a hablar contigo en cualquier momento que experimente el abuso verbal. Participa en un rol para que pueda practicar como evitar este tipo de conflictos en el futuro. Hazle saber que el abusador está tratando de incitar a una reacción de ella - algo que anhela el abusador. Al negarse a participar en un conflicto, ella retomará de vuelta a su propio poder.

Cuándo intervenir


Tu hija puede negarse a participar en las actividades y eventos, si el abusador es un conocido o amigo en su grupo social.

Tu hija puede negarse a participar en las actividades y eventos, si el abusador es un conocido o amigo en su grupo social. Ella puede volverse retraída y sentirse avergonzada de mencionarte la situación a ti. Esto es a menudo porque teme que insistirás en que la relación se termine. Si el abuso verbal proviene de un amigo con el que debes hablar es con los padres del amigo tú mismo si tu hija es joven. Si el comportamiento continúa, no permitas que tu hija socialice con el niño. El abuso verbal es a menudo una indicación de un problema mayor y debe ser abordado. Cuando la persona verbalmente abusiva es otro adulto, maestro o entrenador, habla con el individuo de una manera razonable y calmada. Explícale que el comportamiento es abusivo y no lo tolerarás. Proponle a la persona buscar asesoramiento para aprender a controlar su comportamiento. Habla con el director o el supervisor de la persona si el abuso verbal no cesa inmediatamente. Es tu trabajo proteger al niño contra toda forma de abuso. Lleva a tu hija a un consejero si se culpa así misma por el comportamiento de otra persona o siente que no es merecedora de respeto. Si no recibe el asesoramiento, puede ser atraída a relaciones verbalmente abusivas en el futuro debido a la falta de autoestima.

Más galerías de fotos



Escrito por chelsea fitzgerald | Traducido por adrian tobon