Cómo pueden aumentar el sueño los adolescentes

Los años adolescentes son ocupados y el sueño está entre las prioridades menos importantes de tu hijo. El trabajo, la escuela, los amigos, la familia y el trabajo en casa pueden ser tareas más importantes para enfrentar durante los años de secundaria. A pesar de lo ocupados que puedan estar, los adolescentes aún pueden tomar ventaja de unos cuantos trucos para escabullirse hacia un poco más de sueño cada noche.

Electrónicos y la rutina

En el mundo conectado de hoy, la recámara de un adolescente también puede ser hogar de teléfonos celulares, computadores, televisiones y videojuegos. Estas distracciones pueden mantener a los adolescentes despiertos durante más tiempo, señala KidsHealth, un sitio sobre el desarrollo del niño. Los adolescentes deben apagar los aparatos electrónicos al menos una hora antes de planear quedarse dormidos. Establecer una rutina para ir a dormir es también importante para lograr suficiente descanso. Un horario para ir a la cama que varía de noche a noche probablemente resulte en un mal sueño. Los adolescentes deben fijar una hora para dormirse y mantenerlo para poder tener más noches de descanso.

Dieta y ejercicio

Las bebidas energizantes, los refrescos y el café son básicos en la dieta de los jóvenes. Estos también puede causar estragos al dormir, comenta la clínica Mayo. Los adolescentes deben evitar comer y beber más de 100 miligramos de cafeína al día, de acuerdo con KidsHealth. Los jóvenes inactivos son también propensos a tener problemas al dormir, más que los chicos activos, por lo que ir al gimnasio durante el día puede ser benéfico para quienes buscan dormir más. Aunque el ejercicio realizado unas horas antes de ir a dormir puede provocar en los adolescentes menos sueño.

Estrés y cambios en los estilos de vida

La depresión, el estrés y otros factores emocionales pueden mantener despiertos a los adolescentes durante la noche. Los jóvenes pueden beneficiarse al reducir sus horas de trabajo o tomar menos actividades extracurriculares. Los maestros y los coordinadores también pueden ayudar a los jóvenes a aprender a manejar y administrar sus cargas de trabajo. Menos estrés puede facilitarle a los adolescentes el dormir más durante la noche, de acuerdo con la Clínica Mayo.

Ayuda adicional

En algunos casos los adolescentes pueden no conseguir dormir más, aún con los cambios en su estilo de vida. Un doctor podrá realizar exámenes para determinar las causas de los problemas para dormir. Los medicamentos podrán recetarse para ayudarle a los adolescentes a conseguir suficiente sueño.

Más galerías de fotos



Escrito por candice coleman | Traducido por elizabeth garay ruiz