Asar paletilla de cerdo

La paletilla de cerdo es un corte de bajo costo que se caracteriza por una carne dura, y se beneficia de los tiempos de cocción largos para justamente, para hacerla más tierna y que se desarme. Si no la cocinas el tiempo suficiente, tendrás un pedazo de carne crudo, demasiado jugoso. Pero si la cocinas demasiado tiempo, se secará. Asar a la parrilla o ahumar la carne de cerdo es una forma común de añadir un montón de sabor, mientras reduces la grasa. En una parrilla, la grasa se derrite y se distancia de la carne, a diferencia del hornear o la cocción a fuego lento.

Asar y ahumar

Al cocinar la paletilla del cerdo a la parrilla, es importante ahumar la carne en lugar de limitarse a la parrilla. Este corte contiene una gran cantidad de grasa y los tejidos conectivos hace que sea difícil aplicar un calor alto directamente a la carne. El ahumado es un proceso de cocción a fuego lento que ayuda a fundir el colágeno de la carne hasta que la carne esté tierna. Ahumar la carne con una parrilla normal es posible, siendo la principal diferencia el tiempo. Ahumar una paletilla de cerdo toma varias horas, mientras que en la parrilla sólo tomará unos minutos.

Temperatura interna

El USDA recomienda que la carne de cerdo se cocine a una temperatura interna de por lo menos 160 grados Fahrenheit (71° C) para matar las bacterias que se encuentran en la carne de cerdo cruda, que puede conducir a enfermedades transmitidas por alimentos. Mientras que 160 grados es adecuado para las chuletas de cerdo y cortes más delgados, la paleta de cerdo se calienta a una temperatura interna de aproximadamente 185 grados Fahrenheit (85° C). A esta alta temperatura, las partes duras del hombro se ablandan y se desmenuzan.

Tiempo

La temperatura de la parrilla y el tamaño de la paletilla de cerdo son los mayores factores en la determinación del tiempo. Sin embargo, para fines de planificación básicas considera una pieza de 6 libras (2,7 kg) a 325 grados Fahrenheit (162° C) debería tomar aproximadamente 4 horas en llegar a los 185 grados Fahrenheit (85°C). Los trozos más grandes tardarán más tiempo. La mejor manera de saber si tu paleta está cocida es utilizando un termómetro de carne, de preferencia uno que tenga un sensor conectado a un cable resistente al calor y la pantalla para que puedas controlar la temperatura sin estar constantemente agujereando la carne o retirando la tapa de la parrilla.

Sabor

Debido a la larga duración de la cocción, considerar algunas maneras de agregar sabor. Adoba el cerdo durante varias horas en una salmuera o haz una mezcla de agua salada, para ayudar a ablandar la carne y mantenerla húmeda en la parrilla. Añade virutas de madera a tu parrilla para producir gran cantidad de humo. Durante varias horas, los sabores del humo se infundirán en el cerdo.

Más galerías de fotos



Escrito por patrick hutchison | Traducido por mariana nonino