¿El arroz es bueno si estás en una dieta baja en grasas?

El arroz es básico en todas las dietas de la gente alrededor del mundo. El arroz basmati, de jazmín, silvestre, blanco e integral son unos cuantos de las más de 120,000 variedades de arroz que se cultivan en el mundo, de acuerdo con la USA Rice Federation. Comer arroz como parte de tu dieta saludable baja en grasas puede ayudarte a mantener tus grasas y calorías en los niveles recomendados por tu médico.

Beneficios

Una dieta baja en grasas requiere que comas alimentos bajos en grasas, como el arroz, manteniendo tu consumo de grasa menor al 30 por ciento. Si comes 1,500, 1,800 o 2,000 calorías en una dieta baja en grasas, limita tus calorías de grasas a 450, 540 y 600, respectivamente. Una dieta baja en grasas puede ayudarte si sufres de enfermedades cardíacas, obesidad o diabetes tipo 2, como se evidencia en un estudio de febrero de 2005 publicado en la revista “Seminars in Vascular Medicine”. Los alimentos como el arroz, granos, vegetales, frutas, lácteos libres de grasa y algunas carnes bajas en grasa.

Información nutrimental

El arroz integral es uno de los tipos más saludables de arroz para comer, ya que es un grano entero. Su contenido de fibra te mantiene lleno por más tiempo. Todo el arroz contiene carbohidratos complejos, que toma a tu cuerpo más tiempo para digerir que los simples carbohidratos. Una taza de arroz cocinado blanco o integral tiene en promedio 45 g de carbohidratos, 18 por ciento de tu consumo diario si estás en una dieta de 2,000 calorías. Una taza de arroz integral tiene 1.75 g de grasa, cerca de un tercio de grasa saturada y los otros dos tercios de grasas monosaturada y poliinsaturada. El arroz blanco tiene un poco de grasa, sólo .12 g de grasa saturada. Una taza de arroz en promedio tiene 210 calorías.

Perspectiva experta

Si comes al menos la mitad de una porción de arroz al día, quizá consumas menos calorías del azúcar, grasa total y grasas saturadas dañinas, de acuerdo con un estudio de julio del 2005 publicado por el Center for Agricultural and Rural Development en la Iowa State University. La naturaleza saciadora del arroz puede hacerte más fácil el evitar llenarte con comidas grasosas como las patatas fritas o dulces. Incluye el arroz como parte de tu comida saludable baja en grasas añadiendo vegetales frescos o al vapor y aves de corral bajas en grasa y pescado.

Estrategias

Cuando comes arroz sin añadir aceite durante o después de cocinarlo, el arroz está casi libre de grasa. Si estás vigilando tu consumo de calorías, mide el arroz cocinado cuidadosamente para asegurarte de que no comas muchas calorías del arroz. Utiliza el arroz y los frijoles como plato principal; come arroz silvestre con pollo horneado y sin piel; o utiliza al arroz cocinado como parte de un postre de pudín bajo en grasas. Evita el arroz frito o empacado y el arroz saborizado, ya que su contenido de sodio y de calorías puede ser excesivo, incluso si el contenido de grasas es bajo. Una taza de arroz frito en un restaurante tiene 995 calorías y 554 mg de sodio, pero sólo 3.18 g de grasa.

Más galerías de fotos



Escrito por diane lynn | Traducido por yolanda adriana paulín vázquez