Cómo aplanar un estómago abultado

Un abdomen abultado puede hacer que tus jeans te queden incómodos y causar un abultamiento antiestético alrededor de tu cintura. El abdomen inflamado puede ser causado por una variedad de factores, desde malas elecciones de comida y falta de actividad, a una dieta alta en sodio o falta de agua. Si sufres de un abdomen inflamado, considera hacer algunos cambios en tu estilo de vida para que sea saludable. Modifica tus hábitos alimenticios, y realiza una actividad física regularmente para aplanar tu estómago.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

  1. Crea un déficit calórico para ayudar a aplanar tu estómago hinchado si tienes sobrepeso. Para perder 1 libra, necesitas cortar unas 500 calorías diarias de la cantidad normal necesaria. Consume menos calorías, quema más calorías con ejercicio o haz una combinación de ambas.

  2. Consume alimentos ricos en fibra totalmente natural, que ayudan a la digestión y a la disminución de la hinchazón en el estómago. Elige alimentos fibrosos en su forma natural, como panes y pastas, verduras y frutas. Evita los alimentos procesados, tales como cereales para desayuno que contienen raíz de achicoria o inulina, son más difíciles de digerir y pueden causar inflamación y gases cuando se consumen en grandes cantidades, dice la dietista Kristin Kirkpatrick en un artículo para "Fitness Magazine".

  3. Disminuye la ingesta de sodio para ayudar a reducir la inflamación del vientre causado por la retención de agua. Evita comer alimentos refinados o procesados, como embutidos, alimentos envasados y pre condimentados ya que están cargados de sodio y productos químicos para conservar. Agrega sabor a tus comidas con frutas y verduras o usa condimentos sin sal como hierbas y especias.

  4. Bebe más agua para ayudar a hidratar tu cuerpo y eliminar la hinchazón en el estómago causado por el exceso de agua. Lleva una botella de agua contigo al trabajo o mientras haces tus mandados para permanecer hidratada durante todo el día. Bebe al menos 8 tazas de agua por día.

  5. Reduce tu consumo de lácteos para disminuir tu volumen abdominal causado por los azúcares de la leche. Digerir la lactosa en la leche puede ser difícil para el cuerpo y puede causar gases, diarrea y flatulencias. Cambie a leche sin lactosa como leche de soya, almendras o leche de arroz. Consume quesos de soya en vez de quesos fabricados con leche de vaca.

  6. Mantente físicamente activo para quemar más calorías diarias y deshacerte del exceso de agua. Realiza de 30 a 45 minutos de ejercicio cardiovascular cinco días por semana. Ve a nadar, andar en bicicleta, correr o haz una caminata enérgica. Participa en entrenamientos de fuerza para fortalecer y tonificar tu cuerpo. Realiza ejercicios de cuerpo completo que incluyan flexiones, sentadillas, desplazamientos, mancuernas para hombros, sentadillas y barra para triceps (pushups, situps, lunges, dumbbell shoulder press, squats y barbell triceps press) en tres series de 15 repeticiones.

Más galerías de fotos



Escrito por nicole hogan-jenkins | Traducido por mariana groning