El apio y la constipación

El estreñimiento ocurre cuando eres incapaz de tener una evacuación intestinal regular. De acuerdo con National Digestive Diseases Information Clearinghouse, puedes estar estreñido si no has tenido una evacuación intestinal en tres días. Son muchos los factores de estilo de vida que pueden afectar tu salud intestinal, incluyendo tu dieta.

Causas

tus hábitos dietéticos pueden llevar al estreñimiento. Cuando tienes estreñimiento, las heces se mueven muy lentamente a través de tu intestino, lo que resulta en heces duras y secas; entré más se encuentren en el interior de tu intestino, mayor cantidad de agua es retirada. Un tracto intestinal débil también puede conducir a una reducción en el movimiento de las heces, al igual que un obstáculo, como un tumor o diverticulitis. Otros factores que causan estreñimiento son una dieta baja en fibra, el embarazo, los medicamentos, el sedentarismo y el estrés.

Solución

El estreñimiento puede ser resuelto con cambios en la dieta. Aumentar el consumo de fibra puede ser suficiente para ayudarte a regularizarte. Una dieta rica en fibra puede mantenerte regular aumentando el tamaño, el peso y la suavidad de las heces. Cuando la fibra se encuentra dentro de tu sistema digestivo retiene el agua. Esta retención de agua hace que las heces sean más suaves, más flexibles y más grandes siendo más fácil para ti excretar.

Contenidos del apio

El apio es un alimento que reduce o previene el estreñimiento. Una taza de apio contiene casi 2 g de fibra. El contenido de agua del apio también puede ayudar. Una taza de apio pesa 101 g. Casi 97 g de este peso total es de agua. Aumentar la ingesta de líquidos puede proporcionar algún tipo de alivio al estreñimiento.

Recomendaciones

La mayoría de los estadounidenses no consumen suficiente fibra, de acuerdo con National Digestive Diseases Information Clearinghouse. La ingesta recomendada de fibra es de 20 a 35 g por día. Incluir el apio en una comida y una merienda puede ofrecer una buena parte de tu consumo de fibra. Acompaña el apio con mantequilla de maní o una ensalada para aumentar tu consumo de fibra aún más.

Más galerías de fotos



Escrito por laura niedziocha | Traducido por verónica sánchez fang