¿Sólo se te antojan los vegetales cuando estás embarazada?

Si experimentas antojos de comida durante el embarazo, eres parte de aproximadamente la mitad de todas las mujeres embarazadas, informa Judith Brown, autor de Qué comer antes, durante y después del embarazo. Muchas mujeres tienen antojos poco sanos como los dulces y los bocadillos salados, pero otras pueden apetecer frutas y vegetales saludables. Si sólo se te antojan las verduras mientras estás embarazada, satisface ese antojo, pero intenta incluir alimentos saludables adicionales para asegurar una dieta equilibrada.

Acerca de los antojos

Aunque muchos investigadores han explorado la relación entre los antojos de comida y el embarazo, no se sabe con certeza por qué suceden. Pueden ser el resultado de las hormonas que están fuera de control, especialmente durante el primer trimestre. Las hormonas pueden afectar la manera en que tu cuerpo interpreta el gusto, el olor y la textura de los alimentos. Los antojos también pueden ser una manera en que tu cuerpo comunica lo que necesita. Puede que anheles bocadillos salados porque el volumen creciente de tu sangre aumenta tu necesidad de sodio, por ejemplo. Si deseas verduras, puede ser la forma de tu cuerpo de pedir más potasio, magnesio, vitamina C, K o A o incluso ácido fólico.

Nutrición

Desear comer verduras no debe ser motivo de preocupación. Las verduras son generalmente bajas en calorías y altas en contenido de agua, lo que puede ayudarte a satisfacer tu necesidad de fluidos. Las verduras también pueden ayudarte con el estreñimiento relacionado al embarazo ofreciéndote cantidades adecuadas de fibra. Los vegetales de hojas verdes pueden ayudarte a satisfacer tus necesidades de vitamina K, A y ácido fólico. Las verduras de color naranja proporcionan vitamina A y el antioxidante beta caroteno. Los vegetales de hojas verdes, especialmente cuando se comen con vitamina C, también pueden ayudarte a satisfacer tus necesidades de hierro, las cuales aumentan durante el embarazo.

Dieta balanceada

Satisfacer los antojos de vegetales puede ser saludable, pero haz un esfuerzo para seguir una dieta equilibrada. Elige una variedad de vegetales incluyendo frutas y verduras de color púrpura, verde, naranja y amarillo para asegurarte de que obtendrás una amplia gama de nutrientes. Incluye legumbres como los frijoles, así como carnes magras y pescado, para ayudarte a obtener suficiente proteína. Los vegetales de hojas verdes proporcionan algo de calcio, pero también intenta incluir productos lácteos para ayudarte a obtener suficiente para mantener tus huesos sanos. Los granos, especialmente las variedades enriquecidas, son una fuente de ciertas vitaminas del grupo B que también son buenas para tu salud y la de tu bebé.

Consideraciones

Cuando estás embarazada, eres vulnerable a episodios de distensión y gases. Si aumentas considerablemente el consumo de vegetales debido a la ansiedad, puedes producir aun más gases debido a la fibra y ciertos azúcares. Los vegetales pueden ser todo lo que quieres comer, pero trata de añadir lentamente porciones más grandes en tu dieta para que tu cuerpo tenga tiempo de ajustarse.

Más galerías de fotos



Escrito por andrea cespedes | Traducido por maria del rocio canales