El ángulo apropiado para tus piernas cuando haces ciclismo

El ciclismo es un deporte que se basa en movimientos repetitivos. Cada pierna gira miles de veces durante un paseo en bicicleta. Debido a esta repetición, es importante prestar atención a lo bien que tu bicicleta ajusta a tu cuerpo. Una bicicleta de ajuste profesional es la mejor forma para determinar si tus piernas están posicionadas en el ángulo apropiado. También puedes seguir muchas de las guías de ajuste para medir y ajustar tu bicicleta en casa.

Por qué importa el ajuste

Tus metas te ayudan a determinar que tipo de configuración y de ajuste de bicicleta es el mejor. Si eres un ciclista planeando competir, desearás una posición más aerodinámica para generar el mayor poder posible, mientras que alguien que monta sin prisa puede optar por comodidad con una posición más vertical y relajada. Un buen ajuste de bicicleta no sólo te permite alcanzar la comodidad o aprovechar el poder extra, también mantiene a tu cuerpo seguro mientras que trabaja en esa posición por horas. Por ejemplo, si tu silla de montar está muy baja puedes experimentar dolor de rodilla. Un ajuste apropiado es clave para evitar lesiones y biomecánicas pobres.

Altura de la silla de montar

Comienza configurando la bicicleta en entrenador. Pedalea por algunos minutos y luego haz que un amigo tome algunas medidas para ti. Deja de pedalear de forma que tu pie esté en la parte inferior del accionamiento del pedal. Mide el ángulo de tu rodilla. Debe ser de 30 a 35 grados para evitar los problemas de rodilla y para alcanzar un golpe de pedal poderoso. Asegúrate de que tus caderas no estén balanceándose. Si lo están, baja la silla de montar.

Posición de la silla de montar

Para medir la posición longitudinal de la silla de montar, pedalea algunas veces y luego detente con el manubrio en la posición de las tres y las seis de acuerdo a las manecillas del reloj. Mantenlos estables mientras tu amigo deja caer una plomada desde la rótula de tu rodilla de forma que cuelgue hacia abajo más allá del pedal y de tu zapato. En caso de apuro, un tornillo atado a una pieza de cuerda funciona igual de bien. Con la cuerda colgando desde tu rodilla, debe dividir en dos el eje del pedal. Mueve el asiento hacia adelante o hacia atrás para lograr esto.

Consideraciones

Estas medidas sólo son un punto de inicio, ya que ninguna medida satisfará a todos los montadores. Periódicamente verifícalas y continúa haciendo pequeños ajustes. Esto generalmente significa algunos milímetros a la vez. El cuerpo debe tener tiempo de ajustarse incluso a los más pequeños cambios en un ajuste de bicicleta.

Más galerías de fotos



Escrito por abby roberts | Traducido por luisa santana