¿Andar en bicicleta te hace quemar más grasas que trotar?

Con el objetivo de quemar grasas en mente, te has resignado a hacer más ejercicio aeróbico, pero aún no sabes cuál es la actividad que quema más calorías. Te gusta trotar, pero se te ha ocurrido que quizás andar en bicicleta puede ser más efectivo para maximizar la capacidad de tu metabolismo de quemar grasas. A la hora de comparar andar en bicicleta y trotar, hay más de un factor que tener en cuenta para determinar qué actividad es más efectiva.

En general

Debes quemar calorías para quemar grasas y ya sea que lo hagas en una cinta o disfrutando del paisaje, trotar quema más calorías que andar en bicicleta. De acuerdo con el American Council on Exercise, una persona de 140 libras quemará 10,8 calorías por minuto al trotar, y sólo 6,4 calorías por minuto al andar en bicicleta. Cuántas calorías por minuto quemes depende de tu peso y del esfuerzo con que realices la actividad, pero en general trotar es ligeramente más eficiente a la hora de quemar grasas y calorías.

El mito de la zona de quemar grasas

Ya sea que escojas andar en bicicleta o trotar, con máquinas en un gimnasio o al aire libre, cómo entrenas afecta a las grasas que quemas. En su artículo para IDEA Health and Fitness, Jason Karp, doctorado en fisiología del ejercicio, desmitifica la idea de que trotar o andar en bicicleta tiene "una zona de quemar grasas". Karp dice que las personas en general usan más grasas que carbohidratos como combustible durante los ejercicios de baja intensidad ,pero nota que quemar más calorías en cualquier tipo de ejercicio a una mayor intensidad resultará en una mayor pérdida de grasa. Gastar más energía andando en bicicleta 30 minutos o trotando, por ejemplo, es más eficiente que trabajar a un ritmo moderado para intentar controlar el porcentaje de energía que proviene de las grasas.

El factor calórico

Puedes trotar hasta que el corazón se te salga por la boca o pasar horas en la bicicleta, pero si luego de hacer ejercicio te comes una hamburguesa y un batido, probablemente no verás resultados en cuanto a la pérdida de grasa. Esto se debe al hecho de que perder grasa depende de gastar más calorías de las que consumes. Si tiene serias intenciones de trotar o andar en bicicleta como un método para perder grasa, debes trabajar lo suficientemente duro como para quemar un gran número de calorías, y al mismo tiempo reducir el número de calorías que consumes.

Maximiza la quema de grasas

Considera andar en bicicleta o trotar en un entrenamiento de intervalos para maximizar la cantidad de grasas que quemas. En su libro de 2003 "Athletic Abs", Scott Cole y Thomas Seabourne explican que el entrenamiento de intervalos quema más calorías que la actividad aeróbica sostenida porque se trata de un entrenamiento "confuso". Tu cuerpo no sabe qué esperar de tu entrenamiento, de modo que no almacena grasas por anticipado. Además, el entrenamiento de intervalos quema más calorías porque estimula a las fibras de contracción rápida. Aumenta la cantidad de grasas que quemas durante una sesión de trote haciendo piques de dos minutos y luego reduciendo la velocidad por un minuto, y continuar alternando estos intervalos 10 veces durante un entrenamiento de 30 minutos. También puedes incrementar al cantidad de grasas que quemas mientras andas en bicicleta entrenando de la misma manera, acelerando al máximo por dos minutos para luego recuperarte por un minuto, y continuando con este alternado durante 30 minutos en total.

Más galerías de fotos



Escrito por elle di jensen | Traducido por mike tazenda