Los anacardos y la ansiedad

Si padeces sensaciones de inquietud, temor y preocupación, agregar anacardo (acajús) a tu dieta podría ayudarte. Esto es porque este tipo de nueces están llenas de nutrientes que pueden ayudar a mejorar la salud mental aportando triptofano, magnesio y ácidos grasos omega 3. Pero, si sospechas que tienes un trastorno de ansiedad, no intentes tratarlo por tu cuenta. Consulta a tu médico para desarrollar un plan de tratamiento, incluyendo cualquier cambio en tu dieta.

Triptofano

El triptofano de los anacardos puede estimular la producción de tu cerebro del neurotransmisor serotonina, que hace que te sientas mejor y promueve un estado de ánimo estable y un sueño saludable, según se señala en “GPRX for Depression and Anxiety” de Jordan Rubin y Joseph Brasco. El triptofano es un aminoácido esencial, o bloque constructor de proteínas, lo que significa que debes consumirlo porque tu cuerpo no puede fabricarlo. Un estudio de septiembre de 2007 del “Canadian Journal of Physiology and Pharmacology” llegó a la conclusión de que el triptofano que es fuente de proteína, junto con los hidratos de carbono, mejora significativamente los síntomas en las personas que sufren del trastorno de ansiedad social. Una onza de anacardos tiene aproximadamente 8,6 g de hidratos de carbono y 5,2 g de proteína.

Magnesio

Los anacardos son una excelente fuente de magnesio, advierte la Harvard Medical School Family Health Guide, pues contiene más que otras nueces como la almendras. De hecho, obtienes 83 mg de magnesio por onza de acajús, en comparación con 73 mg de magnesio por onza de almendras. Una ingestión mayor de magnesio se asocia con una mejor salud mental, según un estudio de enero de 2009 del “The Australian and New Zealand Journal of Psychiatry”. Sin embargo, la evidencia es más fuerte cuando se trata de una menor incidencia de depresión versus ansiedad, según el conductor del estudio, F.N. Jacka. El estudio examinó datos de 5.708 personas que participaron en el Hordaland Health Study de Noruega.

Omega 3

Los ácidos grados omega 3 de los anacardos también pueden darle un impulso a tu salud mental, según señala MedlinePlus. Un análisis científico de noviembre de 2009, “Prostglandins, Leukotrienes, and Essential Fatty Acids”, advierte que los ácidos grados omega 3 ofrecen un beneficio teórico si sufres ansiedad. La teoría se basa en el hecho de que los ácidos grasos omega 3 proporcionan beneficios si sufres de trastornos depresivos mayores y que muchas medicaciones convencionales son efectivas para la ansiedad así como también para la depresión, advierte el autor del análisis B. M. Ross. Otros estudios menores señalan un beneficio, pero se necesitan estudios a gran escala antes de alcanzar conclusiones firmes, señala Ross.

Consideraciones

Puede que necesites más que un puñado de anacardos para combatir tu ansiedad. Cambiar tu dieta es solo una estrategia que te puede ayudar, según PubMed Health. En términos generales, consumir una dieta bien equilibrada, hacer ejercicios, dormir lo suficiente y limitar la cafeína el alcohol y el uso de drogas puede ayudarte a aliviar el estrés y la ansiedad. Prácticas como el yoga y el tai chi también pueden ayudar. Consulta a un profesional de la salud para desarrollar un plan de tratamiento, incluyendo cualquier cambio en la dieta y en el estilo de vida.

Más galerías de fotos



Escrito por linda tarr kent | Traducido por irene cudich