Alternativas para las toallas húmedas de bebés

Las toallas húmedas tradicionales y previamente humectadas para bebés son prácticas para los papás primerizos, pero pueden contener químicos, como lauril sulfato de sodio, fragancias y ftalatos que pueden irritar la sensible piel de tu bebé. Ya sea que estés preocupada por el efecto ambiental de utilizar toallas húmedas desechables tradicionales o quieras limitar el contacto que la piel de tu bebé tiene con los químicos, encontrarás una variedad de alternativas que pueden hacer que tu trabajo se facilite, al tiempo que utilizas menos ingredientes químicos para una limpieza más natural.

Toallas húmedas hechas con recursos renovables

Si la idea de añadir más basura a los tiraderos te desalienta a utilizar toallas húmedas desechables tradicionales, considera cambiar a marcas más ecológicamente amigables. Las toallas húmedas naturales y ambientales, como las que producen Seventh Generation, Earth's Best y Clearly Herbal, contienen materiales renovables, como bambú, que se pueden arrojar en el inodoro o utilizar como abono cuando terminas de utilizarlas. Debido a que son biodegradables, no contienen químicos que pueden causar reacciones en la piel de tu bebé.

Toallas húmedas de tela reutilizables

Los padres que toman la decisión de utilizar pañales de tela también eligen utilizar toallas de tela. Éstas permiten que tengas el control total de los materiales que tocan la piel de tu bebé y son sencillas de lavar con pañales de tela. De hecho, un pañal de tela de algodón sin blanquear sirve particularmente bien como una toalla húmeda. Mezcla una solución de una parte de champú para bebé con tres partes de agua y guárdala en una botella con atomizador. Después, humedece la toalla de tela con el atomizador, antes de utilizarlo durante el cambio de pañal.

Toalla y jabón

Cuando estás en un aprieto, te quedaste sin toallas húmedas o simplemente no quieres gastar en productos especiales, una toalla y un jabón te pueden ayudar a limpiar cuando cambies el pañal a tu bebé. Mojar una toalla con agua caliente y añadir unas cuantas gotas de jabón para bebé se puede hacer prácticamente en cualquier lugar, lo que lo hace una opción práctica. Sólo lleva contigo unas bolsas de cierre hermético donde guardes las toallas sucias cuando hayas terminado.

Cambio de pañal sin toallas húmedas

Aunque las toallas húmedas, por lo general son un producto básico para el cuidado del bebé, puedes no utilizarlas si tienes una estación para cambiar al bebé cerca de una toma de agua. Cuando lo hagas, puedes lavarlo con agua cálida. Esto puede ser necesario si tu bebé tiene piel sensible o eczema, ya que no necesitas frotar. Utiliza la toma de agua de un baño, en lugar de la de una cocina para reducir la probabilidad de contaminación de los alimentos.

Más galerías de fotos



Escrito por kay ireland | Traducido por alejandra medina