Alternativas a la salsa tártara

La salsa tártara, agria aunque cremosa, es un acompañamiento tradicional para los platillos elaborados con pescado, pero cuenta con la gran cantidad de 400 calorías y 44 gramos de grasa por cada porción equivalente a 1/4 de taza. Busca salsa tártara comercial baja en grasas o prepara una por tu cuenta. O mejor aún, elimina la salsa tártara tradicional y utiliza sustitutos saludables llenos de sabor.

Sustituto de salsa tártara bajo en grasa

Mezcla 1/2 taza de yogur natural sin grasa y 1/2 taza de queso cottage sin grasa en una licuadora hasta que quede suave. Agrega 1 cucharada de jugo de limón, 1 cucharada de cebolla roja picada, 1 cucharada de pepinillos dulce o encurtidos y 1 cucharada de perejil fresco y picado. Esta alternativa sin grasa tiene sólo 35 calorías por 1/4 de taza de porción y cero gramos de grasa. Además, cuenta con 5 gramos de proteína.

Marinados

Deja marinar el pescado antes de cocinarlo para agregarle sabor y color, y no extrañarás la salsa tártara. Mezcla el vinagre, jugo de limón o salsa de soja con un poco de aceite de oliva y agrega condimentos, como ajo, chiles picantes, perejil, mejorana o cebollino. Marina el pescado durante al menos dos horas antes de cocinarlo para disfrutar los sabores de la marinada.

Salsas y chutneys

Prepara pescado fresco a la parrilla con hierbas, sal de mar y un toque de aceite de oliva. Sirve con una salsa fresca a base del ingrediente que desees: tomates, chiles, frijoles negros, maíz, mangos o incluso piña. Para darle un sabor agridulce, prepara chutneys, como el de tomate verde o de mango.

Un toque de sabor

Sirve pescado frito o a la parrilla con rodajas de limón para darles un toque simple de sabor. Sigue el ejemplo de los ingleses y sirve porciones de pescado con rodajas de patata y un poco de vinagre de malta para darle un ligero sabor agrio y refrescante.

Más galerías de fotos



Escrito por julie christensen | Traducido por paulo roldan