Alivio del dolor de dientes en niños

Si a tu niño le están saliendo los dientes, tiene una cavidad o tus brackets están apretados, un dolor de muelas provoca malestar e irritación. Hasta que no llevar a tu hijo al dentista, usa remedios caseros y cuidados sin receta para hacer soportable el dolor. Aunque estos remedios no eliminan la causa del dolor de muelas, el alivio del dolor permite que el niño siga con su día. Habla con el pediatra de tu hijo antes de usar cualquier remedio para aliviar su dolor de dientes.

Sacar la obstrucción

A veces, una obstrucción entre los dientes o las encías causa dolor de encías. Por ejemplo, un grano de maíz se podría alojar entre dos muelas, causando graves molestias. En algunos casos, cepillar los dientes de tu niño, hacer gárgaras con agua tibia y usar hilo dental quitan suavemente la obstrucción, eliminando el dolor. Incluso si se ha eliminado la obstrucción, aún podría existir algún dolor. Lleva a tu hijo al dentista para asegurarte de que la obstrucción se haya eliminado completamente.

Remedios caseros

Tu hijo no tiene que soportar el dolor de muelas, incluso si todavía le faltan un par de días antes de su cita con el dentista. Algunos dolores de muelas responden mejor a las temperaturas bajas, mientras que otros responden a las temperaturas cálidas. Coloca una bolsa de hielo en la mejilla de tu hijo durante varios minutos para ver si se adormece el dolor. Si sirve de algo, enséñale a enjuagar su boca con agua fría. Si eso no ayuda, enséñale a dar chasquidos con su boca con agua tibia. El agua salada ayuda a reducir la hinchazón, así que si las encías de tu niño parecen irritadas, añade una cucharadita de sal a un vaso de ocho onzas (0,23 litros) de agua y enséñale a tomar un bocado, agitarlo en la boca y escupirlo en el fregadero.

Cuidado sin receta médica

Cuando el dolor de muelas de tu hijo causa un dolor insoportable, hazlo más soportable con analgésicos sin receta médica, como acetaminofén o ibuprofeno. Estos medicamentos reducen la inflamación y hacen posible que tu hijo coma y hable de manera más normal. Da a tu niño una dosis del medicamento cada cuatro horas o como se indica en las instrucciones de la etiqueta. Los geles y las cremas que contengan benzocaína pueden ser eficaces en la reducción del dolor de dientes de tu hijo, pero utilízalos sólo si lo aprueba tu pediatra, especialmente si tu hijo es menor de dos años.

Qué comer

Tu niño generalmente que tiene hambre podría no tener apetito cuando tiene un dolor de muelas porque comer es muy doloroso. Para hacer que comer sea una experiencia menos dolorosa y traumática mientras tiene un dolor de muelas, sirve alimentos blandos. Tritura los alimentos duros podría irritar las encías y los dientes aún más. Las comidas blandas son más suaves que los alimentos picantes o los alimentos que contienen cebollas y ajo.

Más galerías de fotos



Escrito por megan smith | Traducido por maria gloria garcia menendez